El viento que en algunas zonas del litoral oriental ha generado daños en algunos subtropicales, con la caída de fruta aún sin el calibre óptimo en el caso de muchas fincas de aguacates, ha dado paso para esta semana a un tiempo inestable. Atrás queda este fin de semana atípico, con cielos despejados y las cumbres malagueñas sin rastro de esas primeras nieves del año que suelen ser típicas a finales de enero.

De hecho, Málaga capital o Rincón de la Victoria alcanzaban este pasado domingo algunas de las temperaturas máximas más altas de toda Andalucía. Fueron miles los turistas y visitantes que aprovecharon su estancia en la Costa del Sol para aislarse de la ola de frío, con nevadas significativas, que afectan a numerosos territorios del resto del país.

Pero el panorama meteorológico, según los datos proporcionados por Aemet, cambia para esta semana. Este martes sin ir más lejos se esperan en la capital 15 grados de máxima y apenas siete de mínima. Además, durante la tarde y con unos ocho grados previstos se podrían producir precipitaciones muy débiles. La nieve haría acto de presencia en cotas de más de 900 metros de altitud y así cabe la posibilidad de que este miércoles sí que amanezcan con algunas pinceladas blancas en ciertas zonas de la Sierra de las Nieves o en el interior de mayor altitud en La Axarquía.

Los cielos volverán a abrirse de manera parcial este miércoles y podrían regresar las rachas de viento, aunque no tan fuertes como la pasada semana, en zonas del litoral donde los árboles frutales podrían verse afectados. Lo que no variarán apenas son los termómetros. En la capital, seguirán hasta el domingo los 14 ó 15 grados de máxima y de 6 a 8 como mínimas durante la madrugada.

Lluvias

Las lluvias leves volverán de jueves a domingo, aunque la probabilidad de que sean significativas vuelve a ser mínima. No obstante, la cota de nieve en muchas comarcas del interior de la provincia desciende a 500 o 600 metros. En puntos de la Serranía de Ronda incluso habrá posibilidad de heladas, por lo que se pide máxima precaución en el traslado por carretera. Como prueba de estas circunstancias se expresan por parte de la propia Aemet los hasta dos grados bajo cero que el sábado próximo se esperan en la capital rondeña como temperatura mínima.

Ronda incluso estará por debajo de cero durante la madrugada de este miércoles al jueves y también del jueves al viernes. En esta parte de la provincia, enero se despedirá con las mínimas termométricas de lo que va de invierno. Las máximas no superarán los siete u ocho grados en las próximas jornadas, por lo que también se aconsejan las máximas precauciones incluso en los desplazamientos por carretera durante el día.

Frío

La ola de frío que afecta a buena parte de la Península y que de momento no traerá nuevas precipitaciones en Málaga mantiene muy preocupados a los portavoces agrícolas, que ven cómo se suma a la sequía y los altos precios de fertilizantes y combustibles las pérdidas por heladas en secano.