Microchips

El Gobierno adjudica la ayuda para la puesta en marcha de la Cátedra Chip de la Universidad de Málaga

El BOE publica la resolución definitiva de este programa, con 5,5 millones de euros para el proyecto ‘Málaga Microeletronics’, que promoverá la formación de talento en el segmento de diseño y desarrollo de chips

Alumnos en la ETSI de Informática de la Universidad de Málaga.

Alumnos en la ETSI de Informática de la Universidad de Málaga. / A. J.

José Vicente Rodríguez

José Vicente Rodríguez

La Cátedra Chip de la Universidad de Málaga con la que se quiere formar a los profesionales que durante los próximos años se incorporarán a esta floreciente industria sigue quemando etapas de cara a su puesta en marcha. El Gobierno, a través de la Secretaría de Estado de Telecomunicaciones e Infraestructuras Digitales, ha adjudicado una ayuda de 5,5 millones de euros al proyecto denominado ‘Málaga Microeletronics’, que estará destinado a la creación de un título propio de semiconductores.

El BOE ha publicado la resolución definitiva de este programa que promoverá la formación de talento altamente cualificado en todo el territorio nacional y potenciará el diseño, desarrollo y fabricación de chips

Las Cátedras Chip, incluidas en el marco del Proyecto Estratégico de Microelectrónica y Semiconductores (PERTE Chip), tienen como objetivo lograr la soberanía digital de la Unión Europea y consolidar en España este sector para seguir generando empleo altamente cualificado y sinergias económicas. La cátedra 'Málaga Microelectronics' cuenta con la participación de más de una decena de compañías e instituciones tecnológicas y la colaboración de la Fundación Innova IRV y el Parque Tecnológico de Andalucía (PTA).

El subdelegado del Gobierno, Javier Salas, ha destacado este viernes que este apoyo económico del Ministerio para la Transformación Digital y de la Función Pública supone "un nuevo impulso" para colocar a Málaga como referente en el ámbito de la microelectrónica y los semiconductores, ya que pone el foco en la formación de talento cualificado, algo clave para el crecimiento y fortalecimiento del sector. La futura llegada del centro IMEC a Málaga abre muchas posibilidades en este campo,

Se prevén más de 1.000 nuevos perfiles altamente cualificados

Con este programa el Gobierno ha concedido ayudas de 45 millones de euros a 17 iniciativas en las que participan 80 empresas, de forma individual o consorciada y tanto en centros públicos como privados.

A través de esta colaboración, la movilización público-privada alcanzará los 54,5 millones de euros de inversión para reforzar e impulsar la formación en el ámbito de la microelectrónica y los semiconductores.

El programa está financiado con los fondos Next Generation EU y tendrá una duración mínima de cuatro años para formar a 1.000 nuevos perfiles altamente cualificados, alineados con la demanda del sector.