24 de noviembre de 2017
24.11.2017
LaLiga Santander

Con todo el arsenal al Bernabéu

Míchel cuenta con todos sus jugadores ofensivos posiblemente en el mejor momento de la temporada - El técnico deberá elegir a dos titulares entre Peñaranda, Rolan, Borja Bastón y Juanpi - El Málaga CF aún no sabe lo que es marcar fuera de casa

24.11.2017 | 05:00
Chory, Rolan y Peñaranda celebran un gol del pasado domingo.

Míchel no sabe lo que es ganar en el Santiago Bernabéu

  • El técnico malaguista, que ha vivido grandes tardes de gloria en el coso madridista como jugador, aún no sabe lo que es ganar ni puntuar en el Santiago Bernabéu como entrenador. Míchel ha visitado en tres ocasiones en campo del Real Madrid siendo el técnico visitante y el balance es de tres derrotas. De hecho, no ha conseguido que su equipo marque nunca allí. Dos derrotas con el Getafe y una con el Sevilla. Y Míchel no acude al banquillo visitante desde hace cinco años 

Con todo el arsenal y de pico alto. Así llegará mañana el ataque blanquiazul al Santiago Bernabéu después de darse el alegrón el pasado domingo ante el Deportivo de La Coruña. Míchel tiene dónde elegir ya que cuenta con todos sus jugadores ofensivos disponibles. Y lo más reseñable es que posiblemente llegan en el mejor momento de la temporada, aunque este dato no era difícil de superar a tenor de lo visto hasta la fecha.

Diego Rolan, Adalberto Peñaranda, Borja Bastón, En-Nesyri, Juanpi, Ontiveros, Chory... La jornada pasada dejó a la luz el amor propio malaguista para voltear un resultado adverso, pero también la capacidad que puede tener este Málaga para generar fútbol de ataque. El charrúa, que vive una segunda juventud, volvió a ver puerta; al igual que el delantero madrileño, que estaba inédito hasta la fecha. Rolan es posiblemente la estrella de este equipo, mientras que Peñaranda se ha asentado en el once. Juanpi y Ontiveros presentaron credenciales desde el banquillo. Y ahora la papeleta la tiene Míchel, que debe escoger a su equipo para intentar asaltar el Bernabéu.

La semana no ha deparado grandes novedades, ni para lo bueno ni para lo malo, afortunadamente. Es decir, que Ricca, Kuzmanovic y Torres siguen en el dique seco, mientras que el resto de componentes están disponibles.

Lo normal sería que el Málaga no sufriera muchos cambios con respecto al que venció la jornada pasada, pero la vuelta de Recio tras cumplir sanción y la mejoría mostrada por el equipo en la segunda mitad con los cambios abre el abanico de posibilidades y de cábalas para el once ante el Real Madrid.

En cualquier caso, Roberto es inamovible. La zaga apunta a ser la misma que el domingo pasado. Míchel, en otros precedentes en grandes escenarios este curso -Wanda Metropolitano, Sánchez Pizjuán o Camp Nou-, ha optado por contar con cuatro zagueros, por lo que el dibujo no variará demasiado.

En el centro del campo, el doble pivote estará formado por Recio y Adrián, relegando a Rolón al banquillo tras la reaparición del centrocampista malagueño. Chory por una banda, Keko u Ontiveros por la otra. Y arriba, las variantes, ya que además de optar por retocar ligeramente el sistema por si lo quiere dotar de más empaque defensivo, también tiene alternativas de ataque. Previsiblemente Míchel seguirá contando con Rolan y Peñaranda, en busca de la velocidad en ataque. Aunque Borja y Juanpi también están preparados por si decide contar con ellos desde el inicio.

En el debe del Málaga, sin embargo, está el no haber marcado aún lejos de casa. Ni que decir tiene que es el único equipo de la Liga que no sabe ni lo que es marcar a domicilio. Y de hecho también es el único que no ha puntuado lejos de su casa. El calendario blanquiazul no ha sido precisamente accesible en estos primeros compases de la Liga como visitante, pero la ausencia de peligro blanquiazul cuando abandona La Rosaleda es preocupante.

Míchel intentará poner fin a esta sequía ya que sin goles es imposible ganar los partidos. Mañana, una nueva oportunidad.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine