27 de abril de 2019
27.04.2019
La previa

El efecto Víctor llega a casa

El nuevo Málaga CF, de la mano del técnico madrileño, se exhibe esta tarde en La Rosaleda ante el Mallorca para intentar poner fin a tres meses de sequía como local y para seguir vivo en la lucha por el ascenso - Se espera la mejor entrada de la temporada

27.04.2019 | 05:00
Una de las claves de Víctor es el buen ambiente que hay en los entrenamientos.

La ilusión que el pasado viernes levantó el Málaga CF se ha tornado a lo largo de la semana en expectación. Hay ganas de ver en acción la evolución del conjunto blanquiazul, comprobar si fue flor de un día esa explosión de fútbol y si la ebullición de goles y calidad será el camino a seguir las pocas jornadas que restan para finalizar el campeonato. Todo ello acompañado de una exigencia máxima, ante un rival directo y en un partido donde no se puede fallar. Un cóctel de sensaciones para la hora del café que puede derivar en euforia o en depresión.

Hoy es posible que no haya término medio. Porque este Málaga CF, que ya va algo tarde a la lucha por el ascenso directo, necesita ganar. Posiblemente importará poco en términos clasificatorios si lo hace con la suficiencia que demostró en Alcorcón o si lo consigue como cuando Muñiz era el comandante de la nave, que también consiguió un buen puñado de victorias. Hoy, lejos de la fiesta que debe suponer la puesta de largo de un nuevo entrenador, el foco debe estar en la victoria innegociable.

Porque ganar supone dar un pequeño golpe en la mesa y dejar muy tocado a un rival directo. Málaga CF y Mallorca están hoy, antes de comenzar el partido, empatados a 58 puntos. Es, sin duda, un encuentro de seis puntos en juego: los tres que puedes sumar y los otros tres que dejarían de ganar tu rival.

Además, el average también beneficiaría al Málaga CF, por lo que la renta sería de cuatro puntos con tan pocas jornadas por delante. Sería dejar tocado al equipo bermellón de cara a las próximas jornadas.

El Mallorca, sin embargo, es una de las revelaciones de la temporada. El conjunto de Vicente Moreno es un histórico, pero también un recién ascendido a la categoría de plata. Y ha conseguido dotar a su equipo de agresividad y verticalidad. Especial mención tienen Aridai y Lago Junior, que son un peligro constante por las bandas y que amenazan con voltear La Rosaleda.

Sin embargo, los rojillos bajan mucho sus prestaciones fuera de casa y de hecho, hasta la fecha sólo han ganado tres partidos como visitantes. Es, seguramente, su punto débil.

Continuismo de Víctor


Por su parte, el Málaga de Víctor dejó el listón sumamente alto la última jornada. Fue una puesta en escena inmaculada, con alardes de buen fútbol, con facilidad goleadora y con una ambición no vista hasta la fecha. El malaguismo, que ha acudido en masa a las taquillas aprovechando la promoción del club, responderá a la llamada y también a la apuesta del madrileño.

Y es que es previsible que Víctor dé continuidad al equipo que ganó y goleó en Alcorcón. No ha habido bajas durante la semana -salvo la de Harper- y bajo la premisa de lo que funciona no se toca, los mismos once jugadores se merecen seguir jugando.

En la convocatoria hay novedades, ya que han entrado Seleznov, Diego González y Boulahroud, mientras que son baja Mula, Miguel Torres y el lesionado Harper. Todo listo para disfrutar del fútbol. Ya toca ganar en casa.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes