13 de mayo de 2019
13.05.2019
Liga

El Málaga acaba con el gafe de La Rosaleda

El equipo no ganaba en casa desde el 19 de enero, cuando derrotó al Lugo (2-1), y siete partidos y casi cuatro meses después vuelve a vencer, al Real Oviedo

13.05.2019 | 23:02
Alegría de Adrián.

El Málaga CF por fin rompió el gafe. A la heroica, con un jugador menos desde la media hora, en un partidazo y con goleada ante un rival directo en la lucha por el play off como el Real Oviedo. Lunes redondo para el equipo malaguista, que acabó de una vez con sus graves problemas en casa, donde no ganaba desde un lejanísimo 19 de enero. La última vez que el Málaga venció en La Rosaleda había que ir al estadido con bufanda, guantes y abrigo. Este lunes por la noche, camiseta de mangas cortas y poco más. Casi cuatro meses y siete encuentros después en casa, el Málaga se reencontró con los tres puntos en Martiricos y vuelve a ocupar una posición ventajosa en la clasificación, de vuelta al play off.

Era un suplicio. Siete partidos. Siete. Sin lograr ganar en casa. Era una condena que el Málaga se había autoimpuesto y que había amputado de raíz cualquier opción blanquiazul de ascender a Primera División. La reacción quizá llega tarde, pero estos tres puntos saben a oro puro y dan mucha moral para lo que está por venir a los hombres de Víctor Sánchez del Amo.

El Málaga no celebraba un triunfo en su casa desde el 19 de enero. Era la jornada 22. Un sábado, y el equipo que todavía dirigía Juan Ramón López Muñiz ganó por 2-1. El Málaga y el malaguismo se la prometían muy felices, porque por aquel entonces vivía en lo alto de la clasificación. Pero a partir de entonces llegó la oscuridad más absoluta en Martiricos.

El cuadro costasoleño recibió a la Unión Deportiva Almería en la jornada 24, encuentro que se resolvió con un reparto de puntos (1-1). Empezaba de esta forma un tremendo bache casero que tuvo luego continuación con la Unión Deportiva Las Palmas (0-0) y del Deportivo de la Coruña (0-0). Eran ya tres empates. Algo preocupante que se tornó en drama con la primera derrota, además ante un rival directísimo como el Osasuna: 1-2. Tras una primera parte de fábula, el Málaga se vino abajo y cayó en casa. Las dudas comenzaban a convivir con Muñiz.

Después vino a La Rosaleda el Sporting de Gijón, que se llevó un empate (1-1) y la crisis estalló con una nueva derrota, esta vez contra el débil Extremadura: 1-2. Ese resultado se llevó por delante a Muñiz, aunque el debut de Víctor en casa también estuvo marcado por la tragedia. Aunque el Málaga jugó un buen partido cayó ante el RCD Mallorca por 0-1. Eran ya demasiados reveses en casa, hasta que este lunes 13 de mayo, el Málaga volvió a ganar, casi cuatro meses después, al Oviedo: 3-0. Que sea el principio de la recuperación malaguista.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes