El Málaga CF ya ha encontrado a su 18ª ficha profesional para terminar la temporada con más holgura después de la complicación en la plantilla tras la lesión de larga duración Pablo Chavarría. Era muy difícil, pero la dirección deportiva del club ha dado con un jugador que se adecua a los límites que LaLiga exige: Stefan Scepovic. Nombre adelantado en el día de ayer por Radio Marca Málaga y ElDesmarque. Scepovic es un delantero centro serbio de 31 años recién cumplidos y que estaba sin equipo después de una aventura en el fútbol japonés a la que no se terminó de adaptar.

A la espera de ver el rendimiento que el delantero serbio da al Málaga CF, es de admirar la capacidad resolutiva que una vez más ha demostrado el Área Deportiva blanquiazul. Pocos clubes están haciendo más con menos.

Esta nueva llegada se ha cocinado en cuestión de días, aunque lo cierto es que desde La Cueva no han dejado de analizar el estado del mercado en ningún momento del curso. Ahora, los integrantes de La Cueva han encontrado al hombre que mejor se adapta a las necesidades tanto deportivas como económicas a las que se tiene que ceñir el equipo. Las negociaciones están prácticamente cerradas y el anuncio oficial está a punto de llegar. Tanto han avanzado las conversaciones que ayer el jugador ya estaba en Málaga y es posible que entre hoy mismo ya se le pueda ver vestido de corto en La Rosaleda, trabajando a las órdenes del míster de Pellicer con sus nuevos compañeros.

Pero, ¿quién es Stefan Scepovic? Pues un «9» puro, con olfato goleador y que además cuenta con experiencia en el fútbol español, aunque su recorrido también se extiende a nivel internacional, porque incluso ha llegado a disputar partidos en Europa League y en rondas clasificatorias de la Champions. La adaptación es otro punto clave para la llegada del serbio a la disciplina malacitana y, además, habla y entiende perfectamente el castellano, importantísimo para la comunicación con Pellicer y sus nuevos compañeros.

Más allá de todos estos aspectos, de gran relevancia, quizá lo más destacable es la buena condición física que trae Scepovic. Esta misma temporada ha estado jugando en la Segunda División japonesa y, con mayor o menor trascendencia, el último partido oficial con el Machida Zelvia japonés lo disputó el 29 de noviembre del pasado 2020.

Además, Stefan Scepovic sabe muy bien por lo que está pasando Chavarría, ya que en abril de 2019 también tuvo que lidiar con una rotura del ligamento cruzado con daño añadido en el menisco lateral cuando jugaba en el Jagiellonia Bialystok de la competición polaca que lo alejó de los terrenos juego, le obligó a pasar por una intervención quirúrgica y protagonizar una lenta recuperación que se extendió durante varios meses.

Sus datos en el fútbol español

Se debían cumplir varios supuestos para que el Málaga CF cerrase la incorporación de una nueva pieza en sustitución a Pablo Chavarría. Lo primero, cumplir con las condiciones económicas impuestas por LaLiga. Lo segundo, el buen estado físico. Y en tercer lugar, no era imprescindible pero sí de gran importancia el conocimiento del torneo español. Scepovic cumple escrupulosamente cada uno de ellos.

Sporting de Gijón -en dos etapas diferentes- y el Getafe fueron los clubes españoles por los que ha pasado el atacante de Belgrado antes de recalar en el plantel de Martiricos. En la primera etapa en el club asturiano logró grandes números, llegando a anotar 23 goles y dando nueve asistencias a sus compañeros en la temporada 2013/14. Después llegaría a Getafe una temporada y media, entre 2015 y 2017, para regresar al equipo de Gijón en la 17/18 aunque con números algo más humildes: cuatro goles.

En estos clubes ha jugado tanto en Primera como en Segunda División, pero sus números en la categoría de plata son los que ahora le avalan para ponerse a las órdenes de Sergio Pellicer. En cuantos a sus estadísticas en Segunda, en 78 partidos ha logrado marcar 30 goles, unas cifras que podían desembocar en un empuje para el Málaga CF en los últimos metros de campo.

Caye, Orlando Sá, los canteranos y ahora Scepovic. Pese a los numerosos problemas que han ido llegado a La Rosaleda en los últimos meses, el equipo ha logrado tener un número de efectivos a priori suficiente para dar el último y más importante empujón al equipo en la recta final del curso.

16 equipos y nueve países

Si la experiencia es un grado, Stefan Scepovic aterriza en Málaga con varios másteres en el fútbol a todos los niveles, incluso el más alto a nivel europeo. El Málaga CF será el 16º equipo por el que pase el delantero centro, además de los nueve países en los que ha estado en su carrera. En su serbia natal, estuvo en el Partizan, OFK Beograd o Sopot, después llegó a la Sampdoria italiana, el Brujas o Kortrijk belga, así como el Hapoel y Ashdod de Israel. Pero hay más: Celtic, Videoton, Fehervar, Jagiellonia y por último el Machida Zelvia de Japón completan el extenso currículum de Scepovic. Ahora, probará suerte el Málaga CF, su tercera experiencia en España tras jugar en el Sporting y el Getafe.