Kiosco

La Opinión de Málaga

Defensa para el sábado

Pablo Guede medita qué sistema utilizar contra el Eibar

El técnico del Málaga CF tendrá que decidir en menos de 48 horas si opta por tres centrales o recurre a la habitual línea de 4

Pablo Guede, entrenador del Málaga CF, tendrá que reflexionar sobre si utilizar una defensa con dos o de tres centrales ante el Eibar.

A menos de dos días de que el Málaga CF dispute uno de los últimos partidos de la temporada, son muchas las incógnitas que quedan por resolver sobre el 11 inicial de los blanquiazules y las soluciones tan solo están en un lugar: la pizarra de Pablo Guede. Como ya viene siendo habitual en esta campaña tan complicada, el argentino tendrá que encajar multitud de piezas para resolver las diversas variantes que se presentan, sobre todo en la defensa.

Las opciones que hay son claras: colocar dos o tres centrales. Existen multitud de condicionantes que inclinarán la balanza hacia un lado o hacia otro, como las bajas locales o el sistema que utilice el rival, con delanteros con mucha altura y buen juego aéreo como Fernando Llorente y Blanco Leschuk. ¿Jugará solo uno de ellos de principio? ¿Los dos? ¿Ninguno?...

Utilizar tres centrales no sería la primera vez que lo hiciera el Málaga CF. Y lo cierto es que le ha dado grandísimos resultados: victoria por 1-2 en el campo del Amorebieta, todavía con Natxo González en el banquillo, o ese triunfo momentáneo en la primera parte frente al Real Valladolid ya con Guede al mando. ¿Seguirá la dinámica?

Dentro de la opción de jugar con cinco defensas hay también incógnitas en cuanto a quiénes serían los elegidos. Los tres utilizados por Pablo Guede ante los de Pucela fueron Peybernes, Andrés Caro y Escassi. Lo principal que hay que saber es: ¿estarán recuperados de sus lesiones Juande y Lombán para ser titulares? Puede que colocar de inicio a los dos sea un riesgo excesivo, pero sí que es probable que alguno pueda estar disponible desde el minuto 1. Así que si los dos entraran en la convocatoria, el Málaga CF tendría por primera vez en mucho tiempo aptos a sus cuatro centrales: Juande, Peybernes, Lombán y Andrés Caro, además de esa variante de Escassi, que puede jugar por delante o en el centro de la defensa. En el caso de que los cinco estuviesen disponibles y sabiendo quién es el rival, sería bastante probable que la línea fuera de tres centrales y el paleño como pivote por delante.

Sin embargo, no es el único supuesto. Genaro no ha estado disponible en ninguno de los dos últimos entrenamientos. Si el sevillano no pudiera disputar ningún minuto por ese proceso viral, podría ser que Guede volviese a adelantar a Escassi para jugar de mediocentro defensivo para no dejar ese vacío posicional como tantas veces ha pasado y tan mal ha salido.

Otra posibilidad que tiene Guede es jugar con cuatro defensas. Lo hizo en la segunda mitad contra el Real Valladolid, no salió muy bien con los dos tantos recibidos por los albivioletas,, y durante todo el partido en Butarque frente al Leganés con una sólida victoria. En ambos casos formaron dupla Escassi y Peybernes acompañados de Javi Jiménez y Víctor Gómez.

Pero ahí es donde entra el análisis del rival y cómo puede decantar la apuesta de Guede por cualquiera de las opciones comentadas. El Eibar es el segundo equipo de LaLiga SmartBank que más centros ha colgado durante la temporada. ¿Quién es el único equipo que supera al próximo rival del Málaga CF? El Valladolid. Y, ¿con qué sistema salió a jugar de inicio el técnico argentino? Con tres centrales. Solo modificó a dos por una tarjeta amarilla a Andrés Caro en la primera parte, que fue sustituido en el descanso por Antoñín. Por lo que por ahí podrían andar las respuestas a tantas incógnitas.

Son equipos muy parecidos con mucho gol, muchos centros y delanteros con un gran cuerpo y presencia para rematar. Acumular a muchos hombres en el área para despejar sería una de las grandes ventajas que tendría este sistema sumando a muchos jugadores en el centro. Otra cuestión será el resultado que pueda tener la implementación de uno u otro, pero lo cierto es que existen flecos a los que atender para decidir en cualquier caso: Juande, Lombán, Genaro, la posición de Escassi... todos ellos ayudarán al cuerpo técnico a plantear el partido.

Son muchas las preguntas sobre las que reflexionar a menos de 48 horas, numerosas incidencias que podrían inclinar la balanza sobre el sistema a utilizar. El entrenamiento de este viernes será una buena prueba para analizar el rendimiento de los jugadores señalados. A ver qué inventa el técnico para perpetuar la imbatibilidad del «efecto Guede».

Compartir el artículo

stats