La nota positiva de la jornada fue la incorporación parcial al grupo de Pablo Chavarría. El argentino lleva varias semanas arrastrando una lesión muscular que ya parece dejar atrás, aunque todavía habrá que espera para verlo en partido sobre el césped. La cautela para el regreso del delantero será máxima, tras haber sufrido varios problemas este curso después de recuperarse de su lesión en el ligamento cruzado.

Lo negativo fue la ausencia un día más de Juande, que volvió a trabajar en el interior de las instalaciones para seguir recuperándose de sus problemas musculares. A dos día de la visita a Las Palmas, su participación en el encuentro parece realmente complicada, por no decir que ya está descartado. También trabajaron al margen Javi Jiménez y Adrián López.

La plantilla blanquiazul realizó parte de la sesión en el Anexo y otra sobre el verde del campo principal de Martiricos. El entrenamiento comenzó con un circuito físico y rondos por grupos y posteriormente se pasó a la labor técnico-táctica con el balón como protagonista.

El Málaga volverá a ejercitarse este jueves, a partir de las 10.30 horas, y luego pondrá rumbo a Gran Canaria para enfrentarse a la UD Las Palmas este viernes a las 22.00 -hora peninsular-.