Rival

SD Huesca: un buen rival para sumar

El conjunto aragonés, contrincante del Málaga CF el próximo lunes, es el equipo de LaLiga SmartBank que menos victorias ha cosechado como visitante (1) y es el tercero que menos puntos (12) ha conseguido lejos de su estadio hasta ahora

Once titular del Huesca en el partido ante el Eibar.

Once titular del Huesca en el partido ante el Eibar. / LALIGA

Beatriz Tocón

Beatriz Tocón

El Málaga CFafronta desde el próximo lunes el último intento por salvar su plaza en LaLiga SmartBank 2023/2024. SD Huesca, Ponferradina, Mirandés, Deportivo Alavés y UD Ibiza es el calendario que tiene por delante el conjunto blanquiazul en estas cinco jornadas restantes. Sin embargo, el problema es que las últimas tres victorias consecutivas no han dado pie a que la diferencia sea inferior a un encuentro. Por lo que la obligación de ganar sigue siendo absoluta.

El primer choque llegará el 1 de mayo, a partir de las 18.30 horas, en un día festivo en el que el club ha vuelto a ponerlo todo sobre la mesa para marcar el primer gol desde la grada ante el conjunto aragonés. No hay ningún rival fácil en Segunda División, aún menos en el tramo final cuando todos los equipos se están jugando algo -una u otra posición varía los ingresos por televisión-. Sin embargo, parece que el calendario y el estado de forma del contrincante le han dado una oportunidad única a los blanquiazules de sumar por la permanencia. 

El Huesca aterriza este lunes en La Rosaleda con las señales de alarma a punto de encenderse. Ni más ni menos es el equipo de LaLiga SmartBank que menos triunfos ha sumado a domicilio (1) y el tercero que menos puntos ha añadido a su marcador personal jugando como visitante (12). El gran problema es que, a nueve puntos del descenso que marca el Málaga CF, visitan de forma consecutiva La Rosaleda y al Leganés en Butarque. Por lo que se les podría complicar la temporada en tan solo un suspiro. 

La última victoria del Huesca lejos de El Alcoraz, y única esta temporada, llegó el pasado 12 de octubre. Es decir, han pasado seis meses en los que los de Cuco Ziganda no han conseguido ni un solo triunfo que no sea como local. Esa ya lejana alegría vino en el Carlos Tartiere ante el Real Oviedo (0-1). Desde entonces han disputado un total de 13 partidos como visitantes que se han traducido en un balance de siete empates y seis derrotas. 

A nivel global, suman 1 victoria, 9 empates y 8 tropiezos a domicilio con un total de 12 puntos, 10 goles a favor y 20 en contra. Por ejemplo, solo la UD Ibiza -si pierden esta jornada descienden- y el Lugo -primer equipo confirmado de Primera RFEF- empeoran los registros de los jugadores de Ziganda esta temporada. Incluso el Málaga CF, que hasta hace escasas semanas era el peor equipo de la Liga como visitante, se ha dado un impulso importante con las victorias ante Villarreal B y Lugo.

Jugador del Huesca, en el calentamiento antes de un partido.

Jugadores del Huesca, en el calentamiento antes de un partido. / LALIGA

En resumen, si el Huesca dependiera exclusivamente de sus números a domicilio bajaría al fútbol no profesional. Sin embargo, como local es el cuarto mejor equipo de la categoría -el 74,47% de los puntos son gracias a su rendimiento en El Alcoraz- y es lo que le sustenta ahora mismo en la clasificación liguera.

Dinámicas opuestas

Por contra, el Málaga CF viene en plena racha y el rendimiento de los jugadores está demostrando al fin que van con todo a por la permanencia. Ha ganado cuatro de los últimos cinco partidos y ya no solo lo hace por la mínima y sufriendo, sino también con convencimiento y con buen fútbol.

A su lado tendrá el factor más importante: La Rosaleda. El club de Martiricos ya ha agotado todas las entradas para el próximo lunes, incluidas las liberadas para los Fieles Malaguistas. Habrá recibimiento otra vez y el primer gol llegará desde la grada.

Así que es una oportunidad importante, pero no hay que fiarse de ningún rival. Todo el mundo se juega algo en estas últimas jornadas y el conjunto blanquiazul la propia vida.

Suscríbete para seguir leyendo