03 de enero de 2018
03.01.2018
Deportes

El Ayuntamiento de Marbella sufragará la Copa Davis a costa de otras inversiones deportivas

03.01.2018 | 05:00
Puente Romano ya acogió el Andalucía Tennis Experience en 2011.

El equipo de gobierno de Marbella financiará la celebración de la primera ronda de la Copa Davis de tenis, que enfrentará a España contra Gran Bretaña entre el 2 y 4 de febrero, en las instalaciones de Puente Romano, con fondos que detraerá de inversiones destinadas a infraestructuras deportivas, según denunció ayer el concejal del grupo municipal socialista y exregidor, José Bernal.

El edil aseguró que el gobierno local ha licitado un servicio de asesoramiento y supervisión de la celebración de la eliminatoria por un millón de euros, que procede de los presupuestos de 2017, lo que ha conllevado que se hayan eliminado obras como la piscina de Guadaiza, en San Pedro; el cerramiento del polideportivo de La Campana, en el distrito de Nueva Andalucía; el proyecto de la piscina cubierta de Marbella, valorado en más de 200.000 euros; y mejoras en pistas de frontenis.

Precisamente ayer, el gobierno local anunció la licitación del servicio de seguridad del torneo, por un importe de 39.000 euros.

La supresión de las obras se suma, según el PSOE, al hecho de que los presupuestos de 2018, que entraron en vigor el 1 de enero, no contemplen partidas para inversiones deportivas. «Los grandes eventos deportivos, que contribuyen a la promoción turística del municipio y que el PSOE apoya, tienen que hacerse dentro de una línea de moderación en el gasto que evite el despilfarro y nos permita invertir en el deporte base», señaló Bernal.

El PSOE calcula que el coste de la organización de la eliminatoria rondará los dos millones de euros, cuantía que contrasta con los 400.00 euros que el equipo de gobierno trasladó al principal partido de la oposición, según Bernal. «La mayor parte de los dos millones de euros se destinarán para gloria de Ángeles Muñoz y para que la alcaldesa amplíe su álbum de fotos. Mientras tanto, los deportistas locales se quedan sin inversiones», indicó el concejal socialista.

El PSOE duda también del retorno económico que tendrá Marbella de los dos millones de fondos públicos que, sostiene, costará la Copa Davis, especialmente si llueve el fin de semana en el que se disputa el torneo o si no juegan los dos mejores tenistas de cada selección, Rafael Nadal y Andy Murray. «Son riesgos importantes que, quizá, no se han valorado lo suficiente a la hora de destinar estos dos millones de euros», agregó Bernal.

El exconcejal destacó que, frente al modelo del PP para organizar eventos deportivos de gran envergadura, el PSOE impulsó la celebración de la modalidad de triatlón del Ironman, que supondrá un gasto para el Ayuntamiento de 600.000 euros por cuatro ediciones, la primera de las cuales está prevista para abril, un retorno para el municipio de 12 millones de euros y que atraerá a Marbella durante una semana a unas 8.000 personas de alto poder adquisitivo. «Decimos sí a los grandes eventos deportivos, pero sin que supongan la desaparición de las inversiones en equipamientos deportivos ni en el deporte base», señaló Bernal.

El concejal de Deportes, Javier Mérida, aseguró que el desembolso inicial para sufragar la eliminatoria no superará los 1,2 millones de euros, cuantía a la que se le restará los beneficios que se logren por la venta de las entradas, las aportaciones de los patrocinadores y el retorno comercial.

Mérida aseguró que los presupuestos de 2018 recogen dos millones de euros para infraestructuras deportivas, entre las que destacó el cerramiento del polideportivo de Nueva Andalucía o una piscina homologada, a diferencia de lo que denuncia el PSOE.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Enlaces recomendados: Premios Cine