18 de noviembre de 2018
18.11.2018
Representante de Impulsa Ciudad

Javier Lima: "Ha llegado el momento de que los vecinos digan en qué Marbella quieren vivir"

Javier Lima es, junto al arquitecto Arturo Reque, una de las caras visibles de esta agrupación de electores que ha echado a andar hace unos días con la vista puesta en las elecciones locales de 2019

18.11.2018 | 21:55
Javier Lima, junto a la Muralla de Marbella en uno de los accesos al casco antiguo.

En corto

  • ¿Qué valoración haría del mandato?
    Hemos vivido un tiempo extraño, con un tripartito (PSOE, IU y OSP) apoyado por una fuerza (Podemos) que se mantuvo fuera del equipo de gobierno. Luego la moción de censura y la aparición de un gobierno bipartito (PP y OSP) han influido en que muchos proyectos se paralizasen.
  • ¿Qué proyecto destacaría de que los que considera que se han parado?
    El Plan Estratégico de Marbella, que yo he conocido de cerca. Fue una iniciativa que, en tiempos del tripartito, incluso la oposición lo aprobó. Salió adelante por consenso en el pleno. Tras la moción de censura, ese proyecto se ha quedado en el aire.

Intenta aglutinar a los vecinos que sienten la misma desafección por los partidos políticos que ilusión por construir un municipio más amable - Defiende la necesidad de sustituir la confrontación entre los partidos políticos por la defensa del interés general del municipio a partir de 2019

­Impulsa Ciudad surge con la intención de lograr en 2019 representación política para plantar desde la corporación municipal «una semilla que crezca y dé los frutos en forma de la urbe que todos deseamos», señala Javier Lima, uno de los promotores de la iniciativa. Para que la semilla tenga posibilidades de germinar, el colectivo, fundado por unas 20 personas procedentes de entidades sociales, deberá recabar 1.500 firmas desde el momento en que se convoquen las elecciones municipales. Después tendrá que confrontar sus propuestas y medirse con los mismos partidos políticos de los que dice estar cansados. Sus integrantes aseguran tener un plan para la Marbella del presente y del futuro, como señala el eslogan con el que concurrirían a los comicios y que anunciaron cuando, hace una semana, se presentaron públicamente.

¿Por qué un grupo de vecinos de Marbella se ve en la tesitura de poner en marcha una agrupación de electores?
Porque somos un grupo de personas que no ve la Marbella que queremos y, lo que es peor, no esperamos verla. No la esperamos. Venimos de colectivos sociales que defendemos un modelo de ciudad diferente y que estamos convencidos de que Marbella tendría que tener otros niveles en muchos aspectos, como la sanidad o la cultura. El municipio tiene tantas carencias como potencial para solventarlas y nosotros creemos que tenemos las ideas necesarias. Ha llegado el momento de que la ciudadanía diga en qué Marbella quiere vivir.

¿No han encontrado acomodo en ninguna formación política para poner en marcha mejoras para Marbella?
En el colectivo del que procedo, Marbella Activa, siempre hemos defendido que la sociedad civil es muy importante. Hay una tendencia global a que la sociedad civil esté, cada vez más, implicada en la política que se desarrolla fuera de los partidos tradicionales. Es algo necesario. A mi me hubiera gustado que otros ciudadanos hubieran solventado los déficits que arrastra el municipio, por ejemplo en el transporte público, pero no lo han hecho. Entrar en política es algo arduo, duro, pero hemos entendido que teníamos que intentarlo nosotros.

¿Cómo definiría a las personas que, hasta el momento, apoyan la iniciativa?
Queremos menos confrontación política y más apuesta por el interés general. Nos caracterizamos por la defensa de una ciudad más habitable, un objetivo muy claro más allá de nuestras diferentes sensibilidades que podamos tener. Una gran parte procede del tejido asociativo y hemos demostrado nuestro compromiso con la sociedad. Tenemos, también, las ideas y el liderazgo que Marbella requiere. Ahora pretendemos llegar adonde se toman las decisiones para ponerlas en práctica.

Para concurrir a las elecciones locales tienen que recoger 1.500 firmas ¿Es una cifra asumible?
Es una cifra alcanzable. Y un ejercicio muy sano ya que, el hecho de que la ciudadanía te avale el proyecto con sus firmas, hace que el proyecto sea más sólido.

¿Qué hará Impulsa Ciudad hasta el momento de comenzar a recoger las firmas? ¿Tendrá una presencia activa o de perfil bajo?
Vamos a tener una actitud activa y opinar sobre las cuestiones problemáticas de Marbella, pero tenemos claro que huiremos de cualquier confrontación política. Hemos venido a sumar, a dialogar y buscar consensos. Vamos a desarrollar nuestro proyecto, para lo cual vamos a contar con los vecinos de Marbella y darnos a conocer. Hacer pública nuestra aparición nos ha permitido contar con más personas y una gran respuesta desde la sociedad.

¿Cómo elegirán al cabeza de lista?
No hemos hablado aún de listas ni cabezas de lista. Ahora queremos sumar al máximo número de personas. Pero elegiremos a los miembros en función de la implicación en el proyecto, su aportación a la sociedad e ideas y lo haremos de la forma más democrática posible. Pero aún es pronto.

¿Aceptarían formar parte de una confluencia con otras formaciones para concurrir a las elecciones?
No. Tiene mucho que ver con la forma que hemos elegido para dar un paso adelante a la hora de hacer política. Podíamos haber elegido un partido político, que es más fácil, o crearlo. Hemos elegido una agrupación de electores precisamente porque la ciudadanía está desafectada de los partidos políticos. Por eso creímos que la mejor opción es presentarnos como un grupo de ciudadanos independiente y fuera de siglas políticas. Por eso entendemos que la fórmula de la confluencia no es necesaria.

¿Y si logran algún concejal?
Trabajaremos desde el diálogo y la cooperación con aquellos que quieran defender el interés general de Marbella y un nuevo modelo de municipio.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook