08 de febrero de 2019
08.02.2019
EN DIRECTO
Un jurado popular declara no culpables a los investigados por el espionaje político en el PP
Acoso escolar

La familia pide el cambio de centro para la menor víctima de acoso

Afirma que la chica, de 13 años, tiene miedo de salir a la calle, sobre todo en las horas de entrada y salida al centro educativo

08.02.2019 | 00:24
Acceso principal al instituto Sierra Blanca, en el que estudia la menor.

La Policía Nacional investiga las circunstancias del caso.

La familia de una alumna de 13 años del Instituto Sierra Blanca ha exigido el cambio de centro para la menor después de los casos de acoso de la que es víctima, según ha denunciado.

La familia no quiere que la menor vuelva al instituto y, una vez que logre la baja de un psiquiatra, solicitará el cambio de centro, según indicó Victoria Corrales, tía de la menor, a este diario. «Nada más que tenga la baja, pediremos que le cambien de instituto. No queremos que vuelva a ese centro», agregó.

Según Corrales, la menor «tiene miedo de salir a la calle, especialmente a las horas de entrada y salida» al instituto.

La Policía Nacional ha abierto una investigación sobre el posible caso de acoso escolar.

La chica fue encontrada el pasado viernes inconsciente en su vivienda. Habría ingerido más de 60 pastillas con el objetivo de suicidarse. Fue trasladada a un centro hospitalario de Marbella y, de allí, al Materno, en Málaga capital, donde, tras recuperar la conciencia, contó a sus padres el acoso que viene sufriendo en el instituto.

Los progenitores acudieron a la Comisaría de Policía Nacional de Marbella donde interpusieron una denuncia, iniciando los agentes una investigación en el centro educativo, que activó el protocolo pertinente tras conocer la denuncia.

Según la denuncia, los presuntos acosadores son compañeros de clase, a los que se considera inimputables por su edad.

La Delegación Territorial de Educación de Málaga, que investiga también las circunstancias que hayan podido concurrir en el presunto caso de acoso escolar, destacó que la actuación del centro educativo «ha sido correcta y diligente y ha aplicado en todo momento lo establecido en la normativa».

«De estas actuaciones se deduce, por el momento, que no existe evidencia de que se haya notificado al centro educativo previamente ninguna situación de acoso escolar. El centro está prestando colaboración absoluta con el objeto de esclarecer las circunstancias concretas que se hayan podido producir», señaló.

La Asociación de Madres y Padres de Alumnos del Instituto aseguró que el centro educativo y el colectivo son los primeros interesados en que se esclarezca el caso. El AMPA desmintió las «horribles acusaciones» en contra del centro. El colectivo destacó que «cualquier circunstancia de este tipo es especialmente delicada al tratarse de menores», por lo que pidió «evitar las especulaciones y falsas acusaciones».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook