20 de mayo de 2019
20.05.2019
Ayuntamiento

Ultiman la reubicación de la estatuta de La Venus en el espigón del litoral de El Faro

Las actuaciones para trasladar una de las figuras más emblemáticas de Marbella tendrán un plazo de ejecución de unos dos meses

20.05.2019 | 05:00
Recreación de cómo quedaría la estatua de La Venus.

El Ayuntamiento ultima las actuaciones para reubicar la estatua de La Venus –que representa a una mujer practicando esquí acuático y es una de las más representativas del municipio– en el espigón de la playa de El Faro, en el centro urbano de Marbella.

La estatua, que realizó el escultor granadino Francisco López Burgos en la década de los setenta a petición del entonces alcalde Francisco Cantos, se recolocará sobre una base formada por una doble elipse que culmina en una superficie circular, en la que se levantará la figura, según la memoria del proyecto. La base tendrá una superficie de unos 76 metros cuadrados y la superficie circular, unos 53.

La estructura contendrá unos paneles solares, una motobomba autónoma para lograr un chorro de agua que saldrá de debajo del esquí de la estatua, una lámina de agua continua regulada con bombas de recirculación alimentada con células solares y una iluminación led perimetral.
El diseño de la obra será «lo suficientemente robusto, simple y funcional» para que la estatua soporte las inclemencias del mar, como los temporales, la salinidad y la arena y, previsiblemente, a los bañistas. «De modo que, por el diseño propuesto, no pueda utilizarse como zona de baño o para limpiarse la arena», recoge el informe.

Las actuaciones para reubicar la estatua, una de las principales demandas de un colectivo que reivindica la recuperación de los espigones transitables, tendrán un presupuesto de unos 58.000 euros, incluido el IVA, y tendrán un plazo de ejecución de dos meses, que comenzarán a contar desde el momento en que el Ayuntamiento firme el acta de replanteo. El Consistorio, además, contará con un periodo de, al menos, dos años de garantía de la obra.

«Pretendemos que sea una fuente sostenible, puesto que evitaremos las canalizaciones de agua y electricidad hasta la misma, apostando por sistema de autobombeo y reciclado de agua así como por una iluminación led a base de paneles solares. De esta forma vamos a dar respuesta a las reivindicaciones de colectivos y vecinos de nuestra ciudad y devolvemos este icono de Marbella cerca del ma», señala la alcaldesa, Ángeles Muñoz.

La estatua se reubicó en la década de los noventa en la confluencia de la avenida Duque de Ahumada y el Paseo Marítimo, junto a una de las Oficinas de Turismo del municipio, tras la eliminación de los espigones del litoral, a poca distancia de la playa en la que se encuentra el dique circular que la albergará.

El espigón que albergará la estatua se encuentra en una de las tres playas que este verano contarán con bandera azul. Además de la de El Faro, también tendrán este distintivo las playas de Casablanca y Guadalmina.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook