04 de agosto de 2019
04.08.2019
Turismo

El verano, propicio para los hoteles y desfavorable para el Puerto Deportivo

Aehcos destaca que las cifras que registra el sector del turismo en el transcurso del estío «no son malas» y espera un agosto positivo, mientras que los ingresos de julio de los locales del recinto portuario caen un 20 por ciento respecto a 2018

04.08.2019 | 05:00
Turistas pasean por el Puerto Deportivo Virgen del Carmen, la principal zona de ocio del centro urbano de Marbella.
Mejorar el espacio público para atraer turismo de calidad

El sector turístico asegura que la ordenanza de la convivencia en la vía pública, en vigor desde junio, está contribuyendo a mejorar la calidad del turismo. «Poco a poco, estamos conociendo mejores niveles de calidad de turistas», señala el presidente del CIT, Juan José González.

La norma regula aspectos como el torsonudismo, la prostitución, el consumo de drogas o alcohol en la calle o la venta ambulante ilegal.

Un mismo verano y dos valoraciones opuestas. La época de mayor afluencia de turistas a Marbella y su zona de influencia está siendo propicia para los hoteles del municipio, pero negativa para los empresarios del Puerto Deportivo Virgen del Carmen, la mayor zona de ocio del centro urbano, a juicio de los establecimientos del sector turísticos consultados por La Opinión de Málaga.

A pesar de la caída de viajeros y pernoctaciones que registró Marbella en junio respecto al mismo mes del año anterior -22.000 visitantes menos debido al fuerte descenso de los turistas extranjeros y 8.500 pernoctaciones menos, según el INE-, los establecimientos hoteleros se muestran satisfechos con el transcurso del verano.

El director general del hotel Los Monteros y representante de la Asociación de Empresarios Hoteleros de la Costa del Sol (Aehcos), Fernando Al-Farkh, señala que el objetivo del sector turístico es repetir este año las mismas cifras que el pasado y «en general, esos números se están consiguiendo». «Los números no son malos. Ha habido pequeños incrementos y el mes de julio está por valorar. La mayoría de los compañeros con los que hablo me hablan de buenos números», indica.

Respecto a agosto, el representante de Aehcos asegura que el ritmo de reservas «va muy bien», previsión que confía en mejorar con las de «ultimísima hora, uno de las cosas que más nos están afectando en los últimos tiempos».

El hotel Los Monteros cuenta con un club de playa en el que, según datos del establecimiento, en julio se superó las previsiones de 2019 y los registros de 2018, mientras que para agosto se prevé superar las cifras de venta del pasado año. «Son muchas las reservas ya confirmadas para el mes, a lo que se une el aumento de la demanda de última hora, que está siendo superior a otros periodos», explican.

En el club de playa del hotel Don Carlos, la ocupación de junio fue, según sus datos, del 71 por ciento, lo que supuso siete puntos más que el mismo mes de 2018; y la de julio, un 73 por ciento, 16 puntos más que en julio del pasado año.

El hotel, que este año celebra su 50 aniversario desde que entrara en servicio, prevé una ocupación del resort del 88 por ciento en agosto y del 69 por ciento en septiembre.

Por su parte, el subdirector y responsable de ventas y marketing del hotel Anantara Villa Padierna, Eduardo Seisdedos, califica de «muy positivo» el transcurso del verano. «La llegada de la marca Anantara a nuestro país ha tenido un impacto favorable en el número de reservas y es que se ha incrementado mucho la atención hacía nuestro resort. Formar parte de unos de los grupos hoteleros más relevantes a nivel mundial ha supuesto un gran impulso para nuestra proyección internacional», agrega.

En una de las zonas de más afluencia turística de Marbella, Puerto Banús, se registró un incremento en la facturación en los amarres en junio y, especialmente, en julio en comparación con los mismos meses del pasado año, según la firme que gestiona la marina.

Además, la empresa prevé un «aumento sustancial» de las reservas en la segunda quincena de agosto y primera de septiembre y una entrada «especialmente significativa» de yates de gran eslora desde finales de agosto hasta mediados de septiembre.

En otro de los principales lugares de ocio del municipio, el Casino Marbella, junio y julio se han caracterizado por el «incremento habitual» de visitas. «Hemos notado una pequeña mejoría durante el mes de junio y superando las 15.000 entradas en julio», señalan fuentes del establecimiento, que alberga a usuarios de más 100 nacionalidades en temporada alta.

Prevén también un agosto «muy concurrido en la zona, siendo muy relevante la frecuencia de clientes de Medio Oriente y la rivera mediterránea en nuestro establecimiento».

Los datos y previsiones positivas de los hoteles contrastan con las percepciones que tienen los empresarios del Puerto Deportivo de Marbella, para los que el verano «no cumple las expectativas de cifras de venta ni de visitantes» en los locales de ocio, restauración y actividades náuticas. «Hemos registrado una bajada de ingresos del 20 por ciento respecto a julio de 2018, que ya fue uno de los peores de los últimos cinco años. Junio fue incluso mejor que julio», explica la presidenta de los empresarios del recinto portuario, Pilar Rosas.

Los empresarios del Puerto Deportivo confían en que agosto sea un mes propicio con el que compensar las pérdidas de julio y dar paso a un otoño «de nuevas iniciativas turísticas y diversidad de actividades para los vecinos y que rompan el desasosiego empresarial de la estacionalidad».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook