07 de septiembre de 2019
07.09.2019
Balance

El Ayuntamiento retira 1.300 toneladas de algas de las playas durante el verano

El dispositivo para eliminar estos organismos sigue activo, aunque su número ha descendido debido a la actuación de los operarios de Limpieza

07.09.2019 | 05:00
Una grúa retira algas invasoras en una de las playas de Marbella.

Los servicios operativos de Limpieza del Ayuntamiento han retirado 1.300 toneladas de algas en el transcurso del verano, especialmente entre julio y agosto.

Los operarios han habilitado puntos en el litoral en los que depositar, durante dos o tres días, las algas que retiraban del mar para que el agua que contienen se evapore y pierdan peso, de tal forma que se agiliza el traslado al vertedero, explicó ayer la alcaldesa, Ángeles Muñoz, que realizó un balance del verano en las playas junto a la directora general de Playas, María Victoria Martín Lomeña.

Uno de estos puntos, señaló la regidora, se encuentra en el tramo de playa de la Basílica Paleocristiana Vega del Mar, en San Pedro, uno de los núcleo del municipio más afectados por la llegada de estos organismos.

«Es de destacar la labor que han realizado los operarios municipales para hacer frente a situaciones no previstas, como la aparición de algas de especies invasivas en nuestras costas. Se han ido retirando y haciendo acopio para su posterior traslado al vertedero», señaló Muñoz.

El dispositivo de Limpieza para retirar las algas se mantiene, aunque, señaló la regidora, el número de estos organismos en las playas del municipio ha descendido durante el transcurso del verano.

Muñoz subrayó también la inversión de 1,3 millones de euros para financiar actuaciones de mantenimiento y el servicio de socorrismo, que han prestado cerca de 100 personas que han desarrollado su labor en los módulos o en los puestos de vigilancia de salvamento ubicados a lo largo del litoral, de cerca de 27 kilómetros de longitud.

«No se han registrado incidencias significativas. Hay 32 espacios de salvamento que han supuesto que durante el período vacacional se hayan evitado en algunas ocasiones que suceda alguna tragedia en las playas», apuntó la alcaldesa.

Muñoz avanzó que, el próximo año, una dotación de socorristas prestará servicio desde mayo hasta final de septiembre, ya que «entendemos que este período forma parte de la temporada alta, por lo que se contemplará en el presupuesto, incluso con un incremento en la partida».

La regidora destacó también el incremento en el número de aseos públicos ubicados en las playas, que han pasado de 31 del pasado verano a 35, y de las zonas de baños adaptados y de los módulos y puestos de vigilancia.

«Hemos tenido muy buena época estival, en la que se ha realizado un gran esfuerzo en la conservación y el posicionamiento de las playas de nuestra ciudad. Hemos conseguido que las playas se encuentren en perfecto estado para el uso y disfrute de los usuarios», agregó.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook