11 de noviembre de 2019
11.11.2019
La Opinión de Málaga
Limpieza

Marbella elimina los baldeos intensivos de las calles para tratar de ahorrar agua

El Ayuntamiento sólo mantiene dos vehículos en Marbella, otro en San Pedro y otro en Nueva Andalucía para limpiar las manchas más profundas, como vómitos o deposiciones de mascotas

11.11.2019 | 05:00
Un operario baldea un tramo de acera del paseo marítimo de Marbella.

La Delegación de Limpieza ha eliminado el baldeo intensivo de los espacios públicos para reducir el consumo de agua y tratar de preservar las reservas que almacena el pantano de La Concepción, del que se abastece la Costa del Sol.

El equipo de gobierno reduce así el servicio al 90 por ciento y el que mantiene está orientado a eliminar las manchas más profundas, como vómitos o deposiciones de mascotas, y lo prestan dos vehículos en Marbella y otros dos en San Pedro y Nueva Andalucía, explica el delegado del ramo, Diego López.

«Es una medida que el Ayuntamiento adopta por responsabilidad política ante la complicada situación en la que se encuentra el embalse. No se trata de que no queramos limpiar las calles en profundidad. Pero para limpiar esas calles hace falta agua y ese consumo excesivo es un lujo que no nos podemos permitir ni en Marbella ni en el resto de ciudades de alrededor», agrega.

El delegado asegura que «es el momento de parar el baldeo, en el que se gastan muchos litros de agua, y de sumar ayudas y pedir la colaboración ciudadana».

Respecto a la posibilidad de utilizar agua reciclada, el delegado asegura «no toda el agua reciclada da las garantías necesarias para baldear. Cuando se baldea se pulveriza agua y podríamos tener algunas partículas que pueden ser perjudiciales. Hasta que no tengamos todas las garantías de que el agua reciclada, que nos suministra Acosol (la empresa pública de aguas de la Costa del Sol), se puede usar para limpiar las calles no se puede utilizar», agrega.

El concejal socialista José Bernal asegura que las labores de baldeo se realizan «con agua reciclada y no de pantano», lo que evidencia el desconocimiento flagrante que, señala, muestra el delegado de Limpieza sobre la normativa. «Marbella está verdaderamente sucia y López no puede culpar a la falta de agua en el pantano para no llevar a cabo la limpieza que se puede hacer de muchas formas. El municipio se baldea con agua reciclada y cuenta con diferentes tomas para cargarla», explica.

Para la concejala de Ciudadanos, María García, la reducción del baldeo «empeorará aún más este servicio en los barrios, zonas que están desatendidas en este aspecto».

La edil de la formación naranja destaca que el municipio cuenta con una desaladora que garantiza el abastecimiento de agua. «No nos gustaría que faltara personal para hacer los baldeos por una mala gestión política», agrega María García.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook