Marbella entregó ayer, en el Palacio de Ferias y Congresos Adolfo Suárez, las Medallas de la Ciudad en un acto que la irrupción de la pandemia del coronavirus obligó a aplazar.

La entrega de las distinciones, que estaba prevista para el 28 de febrero, Día de Andalucía, sirvió también para nombrar Cronista Oficial de la ciudad al periodista e historiador Francisco Moyano.

Las Medallas de la Ciudad se entregaron a la asociación Detente y Ayuda (DYA), la Policía Local y el Hospital Costa del Sol, tres colectivos que, especialmente en 2020, han destacado por su labor para hacer frente a la pandemia del Covid.

«Se trata de un reconocimiento al duro trabajo realizado» durante la crisis sanitaria, destacó el presidente de DYA, Joaquín Mejías, en su intervención en un acto al que acudieron miembros de la corporación municipal, integrantes de las instituciones galardonadas y familiares y amigos de las personas distinguidas y que presidió la alcaldesa, Ángeles Muñoz.

«Nuestros voluntarios no dudaron en movilizarse y salir a la calle cuando comenzó la pandemia. Hemos decidido invertir nuestro tiempo en ayudar a los demás anticipando en muchas ocasiones a nuestras familias, trabajos y quehaceres diarios», agregó.

El jefe de la Policía Local, Javier Martín, recogió la Medalla de la Ciudad en representación del Cuerpo, del que destacó que sus agentes «no sólo han desdoblado sus esfuerzos para velar porque se cumplieran las restricciones del Estado de Alarma sino que han repartido alimentos a las familias más necesitadas, sacado una sonrisa a los niños durante el confinamiento más duro o auxiliado a las personas mayores en lo más cotidiano».

«Me siento enormemente orgulloso de recibir la distinción porque representa que tu pueblo reconoce tu labor en unos momentos tan complicados y que hemos sido la Policía Local que Marbella esperaba», apuntó.

Martín destacó que «cada uno de los integrantes de la plantilla ha dado su tiempo y hasta su salud. Nadie ha puesto un mal gesto porque lo más importante era ayudar».

La directora gerente del Hospital Costa del Sol, Luisa Lorenzo, que recibió la distinción en representación del centro hospitalario, subrayó la «excelente respuesta» de sus profesionales para hacer frente a la pandemia y su «colaboración, solidaridad, compañerismo y trabajo duro durante jornadas inagotables y sin desfallecer».

El Cronista Oficial, Francisco Moyano, prometió «honestidad y dedicación» en su labor y reconoció el trabajo de «los que investigan y escriben sobre Marbella y difunden la auténtica esencia de la ciudad, muchas veces difuminada por una imagen enquistada y difícil de modificar».