El número total de salidas efectuadas por los bomberos de Marbella durante la temporada alta de incendios, que este año ha sido desde junio hasta octubre, ha sido de 765, lo que supone un descenso respecto a las 803 registradas en 2020.

Del total de intervenciones, cerca de un 28 por ciento corresponde a incendios forestales de distinta tipología y a actuaciones de protección de los montes situados dentro del perímetro local.

Las actuaciones para el salvamento de personas fueron 18 entre accidentes de tráfico, entradas en viviendas y fugas de gas.

«Ha sido un trabajo intenso, no sólo en Marbella, sino en municipios aledaños, ya que nuestro cuerpo de Bomberos es el primero de salida en localidades fronterizas como Ojén, Istán o Benahavís, y trabaja junto al Consorcio en toda la provincia», señaló el delegado de Seguridad, José Eduardo Díaz.

El concejal subrayó que los bomberos «tuvieron una participación muy destacada en el incendio de Sierra Bermeja -que afectó a varios municipios- donde nuestros efectivos fueron de los primeros en llegar y los últimos en marcharse, trabajando codo con codo junto al Infoca».