Kiosco La Opinión de Málaga

La Opinión de Málaga

Temporal en Málaga

El temporal se ensaña con el litoral de Marbella a las puertas de la Semana Santa

El agua y el viento erosionan la arena de playas ubicadas en el distrito de Las Chapas y el centro urbano; arrasan parte del paseo marítimo y mobiliario ubicado en el litoral, como duchas, aseos o torres de salvamento; y anegan chiringuitos

El oleaje anegó playas y alcanzó los cimientos del paseo marítimo en diferentes tramos.

La lluvia y el viento que han azotado Marbella, especialmente en la madrugada del lunes al martes, se cebaron sobre todo con las playas e infraestructuras del litoral más perjudicadas por los temporales de los días anteriores y dejan a buena parte de la costa en una delicada situación a las puertas de una Semana Santa que el sector del turismo espera con optimismo tras dos años de inestabilidad por la pandemia del coronavirus.

Casetas de vestuarios afectadas por el temporal. | L.O.

La tormenta y el oleaje erosionaron la mayor parte de las dunas ubicadas en el tramo de litoral del distrito de Las Chapas; desplazaron pasarelas de acceso en las playas de Real de Zaragoza y Dunas de Artola; alcanzaron numerosos muros de cerramientos de viviendas, algunos de los cuales fueron derribados; afectaron a chiringuitos e instalaciones de playa en gran parte del litoral, de 27 kilómetros de longitud; y se llevaron grandes cantidades de arena en buena parte del frente litoral, según la evaluación que realizó el Gobierno central.

El Ayuntamiento sumó a la lista de daños las playas de La Fontanilla, El Faro y Casablanca, en el centro urbano de Marbella, en las que se registraron desperfectos en instalaciones públicas como aseos, casetas o torretas de socorrismo.

En la playa de La Fontanilla, además, el oleaje alcanzó a una galería ubicada bajo el paseo marítimo colmada de restaurantes.

En uno de ellos, El Sombrero, el agua desplazó una tarima de madera que alberga parte de las mesas de los comensales y alcanzo el interior del local.

«A menos de cinco días de Semana Santa, fíjate cómo está la playa. ¿Puede ser que tengamos estas condiciones? Es una ruina. Y nosotros tampoco nos podemos quejar dentro de lo que cabe. La tarima de un restaurante próximo se la ha llevado el oleaje», señaló Toni, uno de los responsables del establecimiento mientras, junto a parte de sus compañeros, vertía directamente al mar el agua acumulada en el interior del restaurante.

Los efectos del temporal en las playas de Marbella. Marcel Vidal

«La Semana Santa vendrá con buen tiempo. Podría ser bastante productiva, pero si no tienes servicio de playa... Marbella depende del turismo. Crees que, con esta imagen de la playa, alguien vendrá. No vamos a tener ingresos suficientes para hacer frente a los gastos», agregó mientras señalaba a un hotel y apartahoteles que se encuentran al otro lado del paseo marítimo. «Llevamos 30 años pidiendo que pongan espigones y no hay manera», agregó.

En el otro extremo de la galería, el personal de Los Tres Pepes secaba un patio próximo al restaurante que, en los días de mayor afluencia de clientes, alberga mesas.

«Nos hemos encontrado con arena. Mucha arena y agua que se han colado dentro del chiringuito. Limpiado como siempre que hay un poco de temporal», explicó Manuel, responsable del local.

«Hasta que no hagan los espigones, que llevamos años y años solicitándolos, vamos a tener el mismo problema. En cuanto hay un poco de temporal, se rompe todo. Esta vez, el temporal nos ha arrancado media jardinera. A otros compañeros, el agua se les ha llevado las mesas, las tarimas, las hamacas...», apuntó el responsable de un restaurante ubicado en un municipio en el que, al mal estado de la costa, se suman diferentes obras municipales en el centro urbano que han alterado la circulación de vehículos.

Reunión con el Gobierno central

La alcaldesa, Ángeles Muñoz, anunció que convocará hoy a los portavoces de los grupos políticos con representación municipal para solicitar una reunión con la ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, en la que abordar la situación de las playas del municipio y reclamar «un compromiso político que incluya plazos para la estabilización de la costa».

«La situación del litoral de Marbella y San Pedro Alcántara es insostenible y las playas no pueden aguantar ni un temporal más», agregó.

La Subdelegación del Gobierno anunció en noviembre que los proyectos de estabilización de las playas de Marbella y San Pedro se licitarán y empezarán a ejecutar entre este año y 2023.

El proyecto del litoral de San Pedro, en una tramitación más avanzada, cuenta con una inversión de 7,4 millones de euros, mientras que el de Marbella está dotado con 8,5 millones.

Compartir el artículo

stats