El PSOE ha reclamado este miércoles al equipo de Gobierno que lleve ya a los barrios más populares de Marbella el Plan Integral de Señalización Vial, un programa de dos años de duración prorrogable otros tres y dotado con 1,3 millones de euros que el Ayuntamiento puso en marcha a finales de 2021 para repintar la señalización horizontal, los pasos de peatones, las marcas longitudinales continua y discontinuas que limitan los carriles y la señalización vertical.

La formación socialista ha denunciado el mal estado en el que, en su opinión, se encuentran las señales viales en barrios como Divina Pastora, Santa Marta, Puya, Plaza de Toros o Miraflores.

«La pintura de los pasos de peatones prácticamente no se ve, lo que supone un verdadero riesgo para los ciudadanos, así como las líneas delimitadoras de carriles», ha señalado el concejal socialista Antonio Párraga.

La falta de actuación del Ayuntamiento, ha agregado el edil, hace que Marbella muestre una «imagen deplorable y sucia», especialmente en plena temporada veraniega y de llegada de visitantes. «Ni los vecinos de la ciudad ni los miles de turistas que nos visitan tienen derecho a recibir esta imagen de Marbella», ha señalado el edil.

«Entendemos que mantener la ciudad en un estado óptimo es primordial y es competencia del Ayuntamiento llevar a cabo las actuaciones necesarias para que sea una realidad», ha agregado el edil socialista.

El Ayuntamiento anunció en mayo que a finales de 2021 había puesto en marcha un plan para mejorar la señalética vertical y horizontal de los viarios del municipio a través de la actuación en 18.000 elementos verticales y de cerca de 600 kilómetros en horizontal.

Los primeros trabajos se realizaron en zonas como Bello Horizonte, Molino de Viento, la circunvalación o la carretera N-340, en Marbella; Puerto Banús y las avenidas de los Girasoles y Miguel de Cervantes, en el distrito de Nueva Andalucía; en la avenida de Las Cumbres y en el acceso a la urbanización Los Molineros, en el distrito de Las Chapas; y en Nueva Alcántara, la circunvalación, la Avenida de la Constitución y la zona del nuevo centro de salud, en San Pedro, según explicó entonces la alcaldesa, Ángeles Muñoz.

Hasta ese momento, se habían realizado actuaciones por importe de 400.000 euros

El Ayuntamiento encargó los trabajos a una empresa especializada con experiencia en el sector que movilizó a dos equipos que contaban con dos furgonetas, dos vehículos de carga, una camión pluma, un equipo de spray con vehículo asistente y máquinas de pintura y fresado. Preguntado por el estado de las actuaciones, el equipo de Gobierno declinó ofrecer su versión.