28 de junio de 2012
28.06.2012
Investigación

Los mejores paleontólogos de Europa estudian las cuevas de Ardales y Teba

Guadalteba está siendo un laboratorio para el estudio de la Prehistoria por parte de más de 50 investigadores

28.06.2012 | 07:00
Los investigadores analizan las piezas encontradas.

Las Cuevas de Ardales y Las Palomas de Teba, en la comarca de Guadalteba, son estos días un laboratorio para el estudio de la Prehistoria por parte de los mejores investigadores de Europa.

Un equipo compuesto por cuatro expertos paleontólogos estudian los hallazgos documentados en los sondeos y pequeñas excavaciones que se están realizando en ambos yacimientos, dentro de un proyecto en el que participan más de cincuenta investigadores de toda Europa, especialmente españoles y alemanes.

Según fuentes de la investigación, el carácter interdisciplinar del equipo aporta nuevas perspectivas en el análisis de los datos desde muy diversos aspectos; la arqueología, la geología, la paleontología,€y pretenden obtener resultados amplios para el conocimiento de las sociedades humanas del Pleistoceno.

«Concretamente, los estudios paleontológicos se refieren a restos de todo tipo de animales, desde pequeños vertebrados, conejos, roedores, anfibios, aves,€ hasta otros de mayor tamaño que formaron parte de la dieta del ser humano. Es enorme la cantidad de información que se puede derivar de estos restos: sobre su época, formas de vida, hábitos de alimentación, e incluso, cuestiones que van más allá, como si se ha utilizado el fuego para su elaboración», explicó uno de los profesores de la investigación, Bienvenido Martínez.

El profesor Martínez destacó además el interés de los yacimientos de Guadalteba, que «están contribuyendo al estudio del Pleistoceno Medio y Superior y, especialmente del Neanderthal dentro del continente europeo, «sobre todo porque no hay yacimientos de este tipo». Igualmente el investigador apuntó el extraordinario potencial arqueológico de La Sima de las Palomas, por su apreciación de que «toda la ladera es una potencia arqueológica».

Las dos cuevas malagueñas de Guadalteba conservan sendos yacimientos arqueológicos y artísticos que han demostrado en los últimos treinta años, una relación muy especial con los grupos humanos Neandertales y con los primeros Homo Sapiens.

Además, por primera vez en el mundo se están aplicando tecnologías de última generación en este tipo de investigaciones.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp


Enlaces recomendados: Premios Cine