04 de mayo de 2014
04.05.2014
Lenguas

Esperanto, la lengua que viene

Desdel pasado 1 de mayo, Ronda se ha convertido en la capital del Esperanto acogiendo el 73 congreso nacional y el 18 andaluz

03.05.2014 | 21:08
Tres participantes en el encuentro.

Doscientas personas procedentes de todos los rincones de España y 11 países diferentes disfrutarán de talleres, conferencias y conciertos con este idioma universal como hilo conductor

«Saluton» (hola), gritan al unísono un grupo de estudiantes del instituto Alta Axarquía del municipio malagueño de Periana. Es una de las primeras palabras que han aprendido en Esperanto, un idioma creado en 1905 por el polaco Lazarus Zamenhof. Son alumnos de 1º y 4º de la ESO a los que Fabián, su profesor de Historia y un esperantista convencido, ha querido iniciar en esta lengua.

Laura Rodríguez ha descubierto a sus 15 años este «interesante idioma». Lo mismo le ha parecido a su compañera María José Guerrero, que ya ha advertido a su profesora de inglés, que también les acompaña, que el Esperanto es mucho más fácil, pues «en apenas dos horas lo hemos aprendido». Para Ángela García, de Riogordo, está bien conocer una lengua nueva, pero no le encuentra utilidad a un idioma que hablan «sólo dos millones de personas en todo el mundo».

Entre el medio centenar de alumnos que han venido a los talleres de Esperanto hay opiniones para todos los gustos, pero la mayoría coinciden en una cosa: les gustaría seguir aprendiéndolo. «Cuando este idioma te atrapa, lo hace para siempre», asegura Ángel Arquillos, un administrativo jubilado que hace más de 30 años, y por casualidad, descubrió el Esperanto gracias a un libro que compró en la madrileña Cuesta de Moyano. Ángel es el presidente de la federación andaluza de Esperanto y dentro de las actividades del congreso ha presentado su segundo libro de poemas en esta lengua: «Mediterraneaj eroj». Después de leernos algunos de sus versos nos presenta a Katalin Kováts, una lingüista húngara afincada en Holanda y toda una celebridad internacional del Esperanto. Se inició en este mundo hace dos décadas porque le gustaba la lógica de esta lengua. Ahora lo enseña por todo el mundo e, incluso, forma a profesores. En 2001 creó la web edukado.net, que contiene más de mil materiales disponibles para su uso y diversos manuales para iniciarse.

Pero como éste es un idioma universal, no podían faltar foráneos a la cita. Es el caso de la polaca Alicia Dujach, que hace un mes que se ha iniciado en esta lengua, o Andrea Bertrand, que da clases de Esperanto a todos los niveles en Lyon (Francia).

Antes de que el grupo Turat Al-Andalus comience su concierto interpretando canciones en Esperanto, el presidente de la Federación Española, José Antonio Del Barrio, nos muestra su confianza de cara al futuro. Piensa que el Esperanto es un idioma en expansión y que las redes sociales ayudarán a su difusión. «Ke assea» (que así sea).

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook