18 de mayo de 2014
18.05.2014

La crisis hunde la flota quitanatas

Torrox se suma a otros municipios de la Costa del Sol al prescindir del servicio veraniego de recogida de residuos flotantes

18.05.2014 | 05:00
Varios de los barcos empleados por la concesionaria del servicio para la limpieza del litoral, contratada por la Mancomunidad de la Costa del Sol-Axarquía.

Torrox acaba de reabrir un debate que demuestra que ni siquiera en cuanto a la «gallina de los huevos de oro» de la provincia no todas las formaciones reman hacia el mismo lado. El propio ayuntamiento axárquico remarcaba días atrás que no va a contratar este año el servicio de barcos quitanatas de la Mancomunidad de Municipios de la Costa del Sol-Axarquía.

La concejala de Playas, la socialista Mari Ramírez, afirma que no cree en este servicio, «debido a la cercanía con Nerja y la falta de depuradora en el municipio vecino». En este sentido, considera innecesaria una inversión de «aproximadamente 8.000 euros mensuales» para retirar de la superficie del agua unos residuos «que a las pocas horas vuelven a estar ahí, al llegar con el oleaje las natas vertidas por el municipio nerjeño».

El presidente de la Mancomunidad, Óscar Medina, le recuerda a este municipio que su actual alcalde, Francisco Muñoz, «fue durante años el vocal de Playas del propio organismo comarcal». Y señala que entonces siempre creyó en este servicio. Además, el también portavoz del PP en la propia localidad torroxeña especifica que la Junta de Andalucía, durante esos años, «sí apostó por subvencionar la limpieza de los residuos flotantes», agrega Medina.

¿Cómo afronta la administración comarcal esa falta de ayudas que hasta hace dos años eran una realidad, por parte de la Consejería de Turismo y Comercio? El propio presidente relata que el servicio que se pondrá en marcha el 15 de junio, «reconsidere o no su postura el acalde de Torrox», será adjudicado por 249.260 euros, con una rebaja de 133.256 euros respecto a 2012 y mucho más sobre las cifras que se manejaban hasta el año 2011, cuando PSOE e IU fueron desbancados por PP y PA al frente del organismo.

En un tramo de 55 kilómetros, con los nueve de Torrox que ahora podrían suprimirse, la empresa concesionaria ha eliminado estos últimos veranos cerca de 600 metros cúbicos, equivalentes a más de medio millón de litros. La mitad han sido botellas y bolsas, seguidas por residuos flotantes de madera.

Los empresarios torroxeños explican que si el municipio quiere optar a banderas como la Q de calidad no debería prescindir de este servicio. Es la opinión generalizada, pero existe alguna excepción, que justifica la determinación del Consistorio y los motivos alegados, respecto a la falta de depuradora en Nerja. No obstante, el delegado de la Asociación de Empresarios de Playa, David Villena, se muestra rotundo: «Si Nerja no tiene depuradora, más falta hace disponer de los barcos quitanatas. Es pura lógica».

En la parte occidental de la Costa del Sol, los recortes también son una evidencia. La Junta dejó de aportar el 60% del coste de este servicio en 2011 y las arcas municipales de la mayoría de ayuntamientos costeros no puede permitirse sufragar este gasto.

La Mancomunidad de Municipios de la Costa del Sol Occidental era la encargada de tramitar el servicio, pero desde el barco contratado por Mijas en 2010 no ha vuelto a recibir ninguna solicitud.

En 2013 sí que hubo actuaciones contratadas por su cuenta por apenas tres ayuntamientos: Marbella, Mijas y Fuengirola. Sólo tres barcos quitanatas para decenas y decenas de kilómetros de litoral, porque Torremolinos, Estepona y Benalmádena optaron por dejar la limpieza de las aguas en manos de las corrientes de carácter marino.

La concejala esteponera de Playas, Susana Aragón (PP), afirma que «el estado de las aguas en el municipio es óptimo. Si surgiese un contratiempo como el ocurrido en 2012 con la plaga de medusas, entonces sí pondrían solución con este sistema». Mientras tanto no lo consideran necesario. Torremolinos y Benalmádena tampoco recurrirán este año a este servicio.

El que sí repite es Marbella municipio que ya retiró el pasado año de dos a tres toneladas de residuos, en su mayoría «bolsas de plástico, latas y palos», según afirma su concejal de Playas, Antonio Espada (PP). En esta otra parte del litoral, la mayoría de los empresarios coincide también en que dejar abandonado este servicio es una verdadera paradoja, en una provincia que tanto y tanto recibe del turismo de sol y playa.

Balances positivos de la pasada campaña

Mijas y Fuengirola ultiman en estos días sus respectivos servicios de barcos quitanatas. En el primero de estos municipios se mantendrá operativo de julio a agosto con una operatividad de ocho horas y un gasto total de 18.000 euros. «Aunque sea competencia de la Junta tenemos que hacer un esfuerzo desde el Ayuntamiento ya que estamos hablando de nuestro principal atractivo turístico», relata la edil de Playas, Carmen Márquez (PP).

Y aunque Fuengirola aún no tiene decidido cómo realizará el servicio este verano, sí que ha hecho ya balance del servicio en 2013. De junio a septiembre tuvo una media diaria de recogida de 20 y 30 kilogramos al día. La mayoría de los objetos que se recabaron fueron bolsas de plástico y botellas. maría albarral mijas

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook