27 de abril de 2015
27.04.2015
Tras un siglo cerrada

Antequera recupera la iglesia de San Juan y la puerta principal

La actuación incluye la construcción de una fuente nazarí en la plaza del templo para recordar sus orígenes árabes

27.04.2015 | 05:00
La entrada principal del templo luce radiante tras ser desenterrada y acompañada con una plaza y una fuente nazarí que recuerdan los orígenes árabes.

­El Ayuntamiento de Antequera ha concluido las obras de remodelación de la plaza de la iglesia de San Juan, unos trabajos que, además de hacer el recinto totalmente accesible, han permitido la restauración de la fachada y la recuperación de la puerta principal del mencionado templo de este histórico barrio que se encontraba tapiada e inutilizada desde hace más de cien años.

Para ello, los operarios han tenido que rebajar más de un metro y medio la cota de la plaza, en la que estaba sumergida la base de la portada principal de la iglesia, que tras la finalización de los trabajos se convierte en un nuevo y gran reclamo turístico para la ciudad.

Hasta 28 personas han trabajado de forma directa en una obra que se ha llevado a cabo en dos fases. Por un lado, se ha realizado la mejora de la plaza, que incluye la eliminación de tantos árboles como había, quedando sólo tres de los siete naranjos plantados, además de la eliminación de las barreras arquitectónicas –con la creación de una rampa de granito que facilita el acceso a la plaza– así como la construcción de una fuente nazarí para recordar los orígenes árabes de este barrio.

La segunda fase de estas obras la constituye la restauración de la fachada principal y la recuperación de la puerta principal del templo y de la imaginería con la que cuenta la misma. Ambas actuaciones han supuesto una inversión global cercana a los 150.000 euros con cargo al plan Profea y al propio Consistorio.

La Iglesia de San Juan, sede del Señor de la Salud y de las Aguas, patrón de Antequera, fue construida en 1582 y está situada en uno de los barrios más antiguos de la ciudad. El paso del tiempo había provocado el deterioro de su fachada principal, donde se podían observar restos de carbonato cálcico, material que se ponía a los edificios antiguamente bajo la falsa creencia de que ayudaban a proteger sanitariamente ante plagas o epidemias pero que, en realidad, no ha hecho más que dañar los elementos ornamentales.

Tal y como destacó Antonio Villalón, arquitecto municipal, dado que en esa zona confluyen las aguas de escorrentía, a lo largo de los años se han ido acumulando escombros y detritus que habían provocado que tanto la puerta principal como la lateral quedaran tapiadas. La actuación, además de precisar el mencionado rebaje de la cota del suelo de la plaza hasta encontrar la puerta completa y así poder recuperarla completamente, ha llevado aparejado la desviación del saneamiento que anteriormente atravesaba la plaza hacia la nueva infraestructura hidráulica que se hizo en la Cuesta Real.

El alcalde de Antequera, Manuel Barón, visitó estas obras tras su finalización, acompañado por representantes de la Asociación de Vecinos de San Juan con su presidente, José Hidalgo, a la cabeza.

Tanto el regidor antequerano como los vecinos del barrio pudieron comprobar el estado del nuevo pavimento de caucho del parque infantil anexo, remodelación que se está llevando a cabo en casi una decena de parques infantiles de la ciudad mejorando la accesibilidad y la seguridad de los mencionados recintos.

El alcalde de la ciudad, Manuel Barón, y el concejal de Obras, José Ramón Carmona, destacaron la gran importancia que tiene esta obra, debido a la gran demanda de los vecinos del barrio, como a la importancia desde un punto de vista arquitectónico, de manera que se puede considerar «una de las obras emblemáticas de este mandato que servirá de atractivo turístico para la ciudad».

@ccasadob

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp