12 de septiembre de 2018
12.09.2018
Agricultura

Un sistema malagueño pionero alerta y traza la ruta de robos en el campo

El servicio, ideado para agricultores, presta vigilancia electrónica sobre la situación de los cultivos

12.09.2018 | 05:00
Con este sistema de geolocalización se puede vigilar el cultivo en todo momento y, en caso de robo, localiza donde está la mercancía.

Un grupo de emprendedores andaluces ha desarrollado el primer sistema de alta tecnología capaz de alertar sobre un robo en el campo y trazar la ruta de aceitunas o frutos robados. El servicio presta en todo momento vigilancia electrónica e información sobre la situación de los cultivos y, en caso de producirse un robo, sitúa en tiempo real el lugar exacto de la mercancía robada.

A través del móvil, con un sistema de geolocalización, el agricultor puede controlar la cosecha desde su mesita de noche sin necesidad de patrullar los cultivos. El desarrollo, denominado Olidetec, cuenta con la patente de invención de la Agencia Española de Patentes y Marcas y está en vías de obtener la patente internacional. El objetivo, según han explicado sus creadores, es prestar «un servicio de vigilancia e información con unas características y precios adaptados a cada cliente a través de cuotas muy bien definidas por temporada y tamaño de extensión, tal y como funcionan las empresas que gestionan alarmas para negocios y viviendas».

Los responsables de la idea, Diego Martín, David y Alejandro Sánchez, comenzaron su andadura hace ahora cinco años en Archidona tras ver a diario cómo miles de familias y empresarios del sector tienen que salir a patrullar sus cultivos ante el incremento constante de robos en el campo, principalmente en el olivar. El valor medio de los robos en explotaciones, según los datos en los que se basa Olidetec, es de unos 10.000 euros, aunque, en ocasiones, la cifra puede ascender hasta los 60.000 euros en una sola temporada. El sistema de Olidetec ofrece un nivel de seguridad que va más allá de los límites de los terrenos del agricultor, ya que después de alertar de que se está cometiendo un robo –solo 26 segundos más tarde de que hayan saqueado la fruta del árbol– el método Olidetec comienza a generar un informe de trazabilidad y geolocalización del mismo. La información del robo queda grabada de forma encriptada y tan solo el propietario es informado directamente para que autorice a Olidetec a alertar sobre la incidencia a las empresas de vigilancia rural y a la Guardia Civil.

Su sistema de trazabilidad y geolocalización llega hasta la entrada de las cooperativas que dispongan del sistema, además existen zonas que tendrán radares posicionados estratégicamente. Los detectores son colocados de forma estratégica creando «un campo de minas» y en el momento en que uno de los detectores salte lo harán todos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp