05 de octubre de 2018
05.10.2018
La Opinión de Málaga
Innovación

Productores internacionales ponen el ojo en la empresa malagueña Olidetec

Ha recibido ofertas de productores de México y Europa para implantar su sistema para localizar los productos agrícolas robados - Estudian implantarlos en obras de arte

05.10.2018 | 11:48
Uno de los dispositivos que se camuflan en el olivar.

Productores de fruta del norte de Méjico, Alemania e Italia han mostrado interés por el desarrollo de la empresa malagueña Olidetec para proteger sus cultivos y esperan poder contar con un muestreo en los próximos días. Según explican, "han sido varios los problemas de robo que han padecido tanto en sus huertos como en los traslados de sus cosechas".

El sistema de geolocalización del fruto puesta en marcha por Olidetec, se encuentra actualmente en fase previa de producción y ya son varias las ofertas de inversión con las que cuentan para poder comenzar con la fase de industrialización y comercialización en el mercado nacional aunque, desde la empresa aseguran que, "estudian detenidamente las propuestas ya que, para cumplir el plan de expansión previsto y poder dar respuesta al mercado internacional, anteponen los factores estratégicos de los inversores a los meramente económicos, para dinamizar y acelerar así los objetivos marcados".

Empresas como Securitas, Dcoop o IBM se han interesado por la opción de inversión en este novedoso sistema, que ya ha sido presentado a la unidad de la Guardia Civil especializada en combatir los robos en el campo, Equipo ROCA, y que cuenta con la patente de invención de la Agencia Española de Patentes y Marcas y en vías de obtener la patente internacional. Asimismo, inversores de norte Europa le han presentado planes de financiación a través de ayudas europeas hasta los 2,5 millones de euros.

Olidetec ha desarrollado el primer sistema de alta tecnología capaz de alertar sobre un robo en el campo y trazar la ruta de aceitunas o frutos robados. El servicio presta en todo momento vigilancia electrónica e información sobre la situación de los cultivos y, en caso de producirse un robo, sitúa en pocas horas el lugar exacto de la mercancía robada. A través del móvil, con un sistema de geolocalización, el agricultor puede controlar la cosecha desde su mesita de noche sin necesidad de patrullar los cultivos.

Según los datos que baraja la empresa, el valor medio de los robos en explotaciones andaluzas es de unos 10.000 euros, aunque, en ocasiones, la cifra puede ascender hasta los 60.000 euros en una sola temporada.

El sistema de Olidetec está pensado para ofrecer un nivel de seguridad más allá de los límites de los terrenos del agricultor, ya que después de alertar de que se está cometiendo un robo, sólo 26 segundos más tarde de que hayan saqueado la fruta del árbol, el método Olidetec comienza a generar un informe de trazabilidad y geolocalización del mismo incluso hasta la entrada del producto robado en cualquier cooperativa o empresa.

La versatilidad de esta novedosa herramienta les ha llevado también a recibir ofertas para implantar su desarrollo en obras de arte expuestas fuera de la seguridad de un museo; un desarrollo que aún no se han planteado los investigadores y propietarios de Olidetec, Diego Martín, David y Alejandro Sánchez, quienes están centrados en arrancar la fase de industrialización para dar respuesta al elevado número de agricultores, empresas y cooperativas interesadas en implantar este sistema en sus cultivos.

Clientes potenciales en olivar

Andalucía es la comunidad autónoma que cuenta con un mayor número de olivos en su territorio, con más de 204 millones de ejemplares repartidos en 1.601.295 hectáreas. De esta manera, Andalucía representa el 60,4% del total del cultivo olivarero de la geografía nacional.

Olidetec cuenta con un amplio mercado tanto a nivel regional como nacional. Actualmente, el potencial de negocio sólo en olivar es de un 27,2%. Es decir, un total de 45.617 explotaciones olivareras en Andalucía podrán beneficiarse de la tecnología desarrollada por Olidetec para proteger sus cultivos. Si esta tecnología se extrapola al resto de frutales, el potencial de negocio superaría el 60%.

Según afirman desde Olidetec, cuentan con una amplia gama de seis packs que va desde el Pack S, que es aquel que cubre de una a cinco hectáreas, hasta el Pack Superagro que es aquel que cubre más de 100 hectáreas. Por lo que todos los cultivos tienen la medida exacta adaptada a sus necesidades.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook