31 de mayo de 2019
31.05.2019
La Opinión de Málaga
Sanidad

El Hospital de Antequera cura fístulas sin cirugía

Un protocolo de actuación consigue reducir riesgos a los pacientes aplicando plaquetas ricas en fibrina

31.05.2019 | 17:20
Los doctores del Hospital de Antequera Pérez Lara y Hernández González.

Más de la mitad de los pacientes con fístulas perianales se curan en el Hospital de Antequera sin necesidad de intervención quirúrgica gracias a un tratamiento de sellado en consulta, que consiste en la aplicación de plaquetas ricas en fibrina (PRF) para conseguir el sellado de las fístulas perianales sin anestesia ni cirugía, disminuyendo así riesgos y molestias para el paciente.

Cirujanos del Hospital de Antequera mantienen la práctica de un protocolo para el sellado de fístulas perianales puesto en marcha en el año 2011, consistente en la intervención quirúrgica del paciente para la aplicación de plaquetas ricas en fibrina, con base en los buenos resultados obtenidos con este mismo tratamiento en el caso de úlceras vasculares de miembros inferiores, según ha recordado la Junta de Andalucía en una nota de prensa.

Las plaquetas sobrantes de la intervención quirúrgica se aplicaban posteriormente en consulta en pacientes en los que no había tenido éxito la intervención y se obtuvieron buenos resultados, por lo que se decidió invertir el proceso y tratar como primera opción a los pacientes en consulta para intentar evitar la intervención quirúrgica.

Recientemente, los doctores Pérez Lara y Hernández González publicaron la primera fase del estudio y próximamente se publicará la segunda con los resultados la aplicación del tratamiento en 70 pacientes, de los que 37, es decir, más de la mitad, están asintomáticos con la fístula cerrada.

Con este procedimiento utilizado en consulta se consigue principalmente disminuir los riesgos de la anestesia (general o raquídea) y de la cirugía, como lesiones de esfínteres, que pueden dar lugar a futuras incontinencias anales.

Otros beneficios que aporta este procedimiento son evitar la convalecencia posoperatoria, ya que el paciente puede seguir realizando una vida normal, y la disminución del gasto económico, que supone 1.192,12 euros por cada paciente tratado con éxito.

Con los datos obtenidos en el estudio se ha protocolizado este procedimiento como primera opción en el Hospital de Antequera para el tratamiento de los pacientes con fístula perianal, reservando la cirugía solo para los pacientes en los que la aplicación en consulta no tenga éxito.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook