El centro de innovación social La Noria junto a la Fundación ‘la Caixa’ ha celebrado este martes la clausura del proyecto de la Fundación Tutelar y Asistencia Personal (Fundatul) que ha formado a veintinueve personas con diversidad funcional de la comarca de Antequera en el sector primario bajo el título “Diversidad funcional y sector primario contra el despoblamiento y el cuidado del medioambiente”.

La diputada de Innovación social de la Diputación de Málaga, Natacha Rivas, ha participado en la clausura online y ha explicado que “de la mano de entidades sociales y la alianza de entidades comprometidas, como la Fundación ‘la Caixa’, desde La Noria trabajamos en soluciones a desafíos sociales de la provincia”. Ya que, en el desarrollo de este proyecto, Fundatul ha ofrecido a personas con diversidad funcional de la comarca la posibilidad de aprender a desarrollar un trabajo en su municipio y de dotar al sector primario de mano de obra cualificada. “Ejemplo de ello es este proyecto que además de la inclusión y empleabilidad de personas con diversidad funcional, aborda el reto demográfico y la igualdad de oportunidades para las mujeres que sufren doble discriminación por su discapacidad y por su género. Además, este proyecto trabaja también medidas para la sostenibilidad ambiental y la mitigación del cambio climático, buscando el equilibrio sostenible en el mundo rural y el sector primario”, ha añadido Rivas.

En el acto también han estado presentes el responsable territorial de la Fundación “la Caixa” en Andalucía, Murcia, Ceuta y Melilla, Juan Carlos Barroso; la responsable territorial de Acción Social de CaixaBank en Andalucía Oriental, Murcia, Ceuta y Melilla, Yolanda Solero; y la responsable del proyecto de la entidad Fundatul, Lola Alcántara. Además, la iniciativa ha contado con la colaboración de la Asociación de Discapacitados Psíquicos de Antequera (ADIPA) y el tejido empresarial ganadero de la comarca, representado por la Asociación de Criadores de Cabra Malagueña (CABRAMA).

El proyecto que comenzó en el pasado mes de agosto ha sido adaptado al formato online debido a la situación generada por la pandemia. Para ello, la asociación organizadora ha trabajado por un lado las competencias personales, como las habilidades sociales, técnicas de búsqueda de empleo o autoestima; y por otro lado han abordado las competencias profesionales que están relacionadas con el trabajo que se desarrolla físicamente en una granja a través de un cuaderno de prácticas de ganadería virtual con la descripción de las herramientas y actividades que se encuentran en una explotación ganadera como el pastoreo, el mantenimiento de las instalaciones de una granja, alimentación e higiene de los animales o la transformación de la materia prima, entre otras.

Ante la dificultad del trabajo presencial, se ha propiciado la participación a través de las nuevas tecnologías, lo que ha favorecido que el número de personas beneficiarias del proyecto haya aumentado hasta alcanzar un total de 29 participantes, con edades comprendidas entre los 22 y 65 años, y ha permitido que, junto a los usuarios participantes del centro residencial de la asociación ADIPA de Antequera, se unan personas de un mayor número de municipios de los previstos, ya que a través de los Centros Guadalinfo y en los propios domicilios se ha podido seguir la formación propuesta. De esta forma, han participado vecinos de las localidades de Casabermeja, Villanueva de la Concepción, Villanueva de Tapia, Valle de Abdalajís, Villanueva de Algaidas, Antequera, Sierra de Yeguas, y Alameda.