Hasta un millar de personas han sido citadas para someterse, de manera voluntaria, al cribado masivo que Antequera acoge este lunes en el Paseo Real.

La unidad móvil del Servicio Andaluz de Salud (SAS) estará en la ciudad hasta las seis y media de la tarde, haciendo un parón de dos y media a cuatro. Los usuarios que acudan a su cita deben pasar por un control de temperatura previo a la realización de la prueba de antígenos. Si en una hora no reciben una llamada, es que el resultado ha sido negativo, en caso contrario de haber dado positivo se lo notificarán por teléfono.

Solo se podrán someter a las pruebas masivas los usuarios que fueron citados previamente el pasado viernes vía SMS, no admiten voluntarios. El antequerano Javier Abad, uno de los vecinos citados que se siente "afortunado" por ello, cree que las pruebas se las deberían de hacer a una muestra más grande de personas para una ciudad en la que hay en torno los 40.000 habitantes. Además, atribuye el aumento de contagios a las fiestas privadas y aglomeraciones que se han venido produciendo en las últimas semanas. "Todos tenemos ganas de fiesta, pero creo que podemos aguantar todavía algo más, porque ya queda poco". Aun así, augura malas expectativas en cuanto a los resultados. "Creo que saldrán bastantes personas contagiadas, luego habrá que ver qué medidas se toman".

Por su parte el alcalde de Antequera, Manuel Barón, ha manifestado su deseo de que todas las personas citadas acudan a su cita para poder hacer una lectura real de los datos. A pesar del repunte de contagios de las últimas semanas ocasionados por brotes de fiestas, el regidor ha querido recordar el "comportamiento ejemplar" de todos los antequeranos a lo largo de toda la pandemia, y espera que el cribado no sea utilizado para criticar ciertas decisiones tomadas como la realización de la feria. "A nadie se le pasa por la cabeza que los contagios de después de Navidad fueron por culpa de las visitas de los niños a los Reyes Magos, pues en esta ocasión pasa lo mismo. Todos los actos que hemos venido realizando han estado regidos por la seriedad y el control absoluto".

Por último, ha apuntado que no se han producido ingresos en UCI ni hospitalarios, pues según le han informado desde el Área Sanitaria Norte de Málaga, la media de edad de los contagiados es de entre 20 y 22 años.