Agentes de la Policía Nacional detuvieron el pasado 4 de julio en Ronda a una pareja, de 36 y 35 años, como presuntos responsables de los delitos de tráfico de drogas y defraudación de fluido eléctrico.

Los investigados, quienes residían en las inmediaciones de un colegio, supuestamente realizaban transacciones de venta de estupefacientes, concretamente de una mezcla preparada con heroína y cocaína, en su propio domicilio y en presencia de sus cinco hijos menores de edad.

En el registro de la vivienda fueron localizadas e intervenidas diez paquetillos de dicha sustancia, 7.060 euros, un machete de 50 centímetros y materiales para la confección de las dosis, ha informado la Policía Nacional en un comunicado.

Esta actuación policial se inició a requerimiento de la autoridad judicial, que instaba a la investigación de ciertos datos, que pondrían de manifiesto la comisión de un delito de tráfico de drogas en las inmediaciones de un colegio, situado en la barriada de La Dehesa de Ronda.

Así, a comienzos del presente mes, los agentes del Grupo Operativo Local de Ronda llevaron a cabo numerosas gestiones para la comprobación de estos hechos. El operativo dispuesto detectó un continuo trasiego de personas --supuestamente drogodependientes-- que acudían a la vivienda objetivo de la investigación.

De esta manera, en cuantiosas ocasiones, los investigadores observaron cómo, a través de la ventana del salón de la vivienda y de la propia puerta de acceso, se llevaba a cabo la venta de la droga. Puestos los hechos en conocimiento de la autoridad que ordenó el esclarecimiento de los hechos, se determinó y autorizó la entrada y registro en el domicilio de los investigados.

En el registro, los agentes localizaron diez paquetillas de rebujao, las cuales se encontraban en lugares de fácil acceso para los menores que convivían con los investigados en la vivienda, 7.060 euros ocultos en diversas estancias, material para la elaboración de las dosis, lámparas de cultivo bajo techo ('indoor') y un machete de 50 centímetros que se encontraba junto a la cama.

Por todo ello, los actuantes procedieron a la detención de un hombre y una mujer, progenitores de cinco menores de edad, como presuntos autores de los delitos de tráfico de drogas y defraudación de fluido eléctrico. Los detenidos y las diligencias instruidas fueron puestos a disposición del Juzgado de Instrucción número 3 de Ronda.