Adif sigue impulsando los trabajos de renovación integral en la línea de ferrocarril convencional Bobadilla-Algeciras, con la movilización de una nueva inversión, de 20,2 millones de euros, para optimizar la señalización del tramo Ronda-Algeciras.

El contrato, que Adif acaba de licitar, consiste en la instalación del sistema de protección del tren ASFA digital (Anuncia de Señales y Frenado Automático), a lo largo de 105 km, así como la señalización fija y luminosa LED, telecomunicaciones fijas y actualización del sistema de energía.

La actuación constituye un nuevo avance en la renovación integral de la línea Bobadilla-Algeciras; proyecto que también abarca la renovación de su vía, la implantación del tercer carril, su electrificación y la ampliación de apartaderos de trenes, entre otras actuaciones.

Estas actuaciones reforzarán su fiabilidad y capacidad de circulación para acoger un mayor tráfico, fundamentalmente de mercancías, dado que la línea conecta con el Puerto de la Bahía de Algeciras, el mayor del país y del Corredor Atlántico, y además forma parte de la Autopista Ferroviaria Algeciras-Zaragoza. Sus 176 km totales, asimismo, forman parte y constituyen el vértice, tanto del Corredor Atlántico, como del Mediterráneo.

210 millones movilizados

Los trabajos ahora licitados suceden a los promovidos recientemente para renovar otro sistema de seguridad, la implantación en el tramo entre Bobadilla y Ronda del bloqueo automático, sistema que garantiza la distancia de seguridad entre trenes y que ya está implantado entre Ronda y Algeciras.

Por su parte, los trabajos de renovación de la vía ya han concluido en el tramo Ronda-San Pablo, en la primera fase del San Pablo-Almoraima (salvo la estación de Jimena de la Frontera) y en el tramo Almoraima-Algeciras.

En su conjunto, las inversiones movilizadas para la renovación de la línea superan por el momento los 210 millones de euros, casi la mitad de la inversión total de 470 millones prevista.