07 de julio de 2011
07.07.2011
Protesta social

La Policía desaloja a los "indignados" de Valencia

El desalojo ha tenido lugar de madrugada, cuando se encontraban acampadas unas 50 personas

05.07.2011 | 10:05
Un operario de limpieza del consistorio de Valencia riega una fuente de la Plaza del Ayuntamiento.

Agentes del Cuerpo Nacional de Policía y de la Policía Local mantienen rodeado el perímetro peatonal de la plaza del Ayuntamiento de Valencia tras el desalojo "sin incidentes" de esta madrugada de la acampada del movimiento 15-M, del que tras casi dos meses ya no queda un solo vestigio.

Fuentes policiales han confirmado a EFE que el desalojo ha tenido lugar en torno a las 04.30 horas, cuando en la acampada se encontraban entre cuarenta y cincuenta personas.

Los vehículos municipales de limpieza intentan ahora limpiar al máximo la zona que hasta hace unas horas estaba tomada por una veintena de tiendas de campaña, puestos informativos y pancartas reivindicativas de los "indignados".

Estos, según relatan en la red social Twitter, se han desplazado hasta la cercana plaza de la Virgen para reorganizarse y así, convocan un nuevo acto a las nueve de esta mañana frente al Ayuntamiento para, desde allí, partir a pie hacia el depósito de la Policía Local de la avenida del Cid, para recoger los elementos que se han llevado esta noche policías y operarios de limpieza.

Asimismo, convocan para las ocho de esta tarde una nueva asamblea informativa donde denunciarán este desalojo y debatirán la adopción de nuevas medidas de protesta.

"Hoy es un día muy triste para la libertad de expresión", señala en Twitter Acampada Valencia, veinte de cuyos miembros se encuentran en estos momentos en la plaza de la Virgen a la espera de partir hacia el depósito de la Policía Local.

Con nuevos carteles con lemas como "Han echado al pueblo de la plaza de Rita" y "Rita manda, ellos obedecen, el pueblo pringa", este reducto de "indignados" permanece en el enclave situado entre la Catedral, la basílica de la Virgen de los Desamparados y el Palau de la Generalitat ante la mirada de dos policías locales y dos furgones del Cuerpo Nacional de Policía.

Castellón
Efectivos de la Policía Nacional han desalojado este martes, tras ser identificados, a un grupo de 'indignados' que se habían concentrado con pancartas en la escalinata de acceso al edificio de la Subdelegación del Gobierno y que dificultaban el acceso del público, según han informado a Europa Press fuentes de la sede del Gobierno central en Castellón.

Los representantes del movimiento del 15-M decidieron concentrarse en la Subdelegación como medida de protesta por el desalojo llevado a cabo este lunes en la plaza María Agustina, según ha explicado un representante de este grupo, quien ha denunciado que el desalojo de este martes se ha producido con algún "empujón" y que les habían dicho que todos estaban sancionados, lo que ha desmentido la Subdelegación.

Tras el desalojo, los 'indignados' se han desplazado de nuevo a la plaza María Agustina en dos grupos con el fin de no alcanzar cada uno de ellos las 20 personas con el objetivo de que la concentración no sea ilegal, según han señalado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook