17 de julio de 2011
17.07.2011
Caso 'Gürtel'

El PSOE exige la dimisión de Camps y el PP la descarta

Los socialistas reclaman a Rajoy que obligue al presidente valenciano a dimitir o confirme si le sigue apoyando

15.07.2011 | 15:51

El codirector de la campaña electoral del PSOE, Antonio Hernando, ha ofrecido hoy al líder del PP, Mariano Rajoy, la colaboración de los socialistas para sustituir a Francisco Camps en la Generalitat valenciana por cualquier otro miembro de su partido, tras conocerse que será juzgado por el caso de los trajes.

Hernando, responsable de Ciudades y Política Municipal del PSOE, ha ofrecido una rueda de prensa después de hacerse público que el magistrado del Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana José Flors, instructor de la "causa de los trajes", ha decidido hoy abrir juicio oral a Camps por un delito de cohecho impropio.

"Estamos al principio del calvario judicial del señor Camps",ha pronosticado Hernando, en cuya opinión tras el sumario por el caso de los trajes vendrá el del los contratos públicos, el de la visita del Papa o el de presunta financiación irregular del PP valenciano.

Por eso, ha señalado a Rajoy que los socialistas están dispuestos a ofrecer "toda la colaboración" para sustituir a Camps al frente de la Presidencia de la Generalitat por la persona que el PP crea conveniente, porque ese partido ganó las elecciones del 22-M.

La sustitución de Camps, según ha enfatizado, "es necesaria" para no seguir perjudicando los intereses de la Comunidad Valenciana.

A su entender, Rajoy es quien tiene que tomar la decisión final sobre Camps, y tiene que hacerlo "pensando en los intereses de los valencianos y no de su partido".

También ha constatado que durante todo este tiempo Rajoy ha acompañado, ha apoyado "e incluso ha jaleado" a Camps y le ha invitado a decidir si ahora, "al final de la escapada", le va a seguir respaldando y "si le va a acompañar al tribunal el día que se siente en el banquillo".

Y es que, llegados a este punto, su criterio es que Rajoy debe decir si cree conveniente que Camps siga siendo presidente de la Generalitat.

Para Hernando, el "cambio de opinión" de Camps sobre la procedencia de los trajes, tras mantener su inocencia durante años, es "muy grave" e "impresentable" desde el punto de vista político, aunque judicialmente sea irrelevante porque un acusado tiene derecho a mentir para defenderse.

El dirigente del PSOE ha diferenciado este caso del Faisán, en el que han sido procesados tres ex mandos policiales, entre ellos el secretario de Organización del PSE de Álava, Víctor García Hidalgo, y ha apuntado que en este último asunto no se trata de un cargo institucional.

El PSOE ha elaborado un documento de tres páginas en el que recuerda algunas declaraciones de dirigentes del PP sobre Camps, incluidas las del propio Rajoy, por ejemplo cuando dijo en un acto público: "Yo creo en ti. Y yo estaré detrás de ti, delante, al lado, me da igual".

"Del señor Camps diré que es un extraordinario dirigente, un dirigente ejemplar, un político honrado, y que está en indefensión, porque no sabe si se le acusa de algo. Sólo puedo decir que tiene mi pleno apoyo", es otra de las frases que los socialistas recuerdan de Rajoy.

Igualmente, se hacen eco de las palabras de la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, cuando señaló: "El PP va a mantener su apoyo a Camps pase lo que pase".

Camps será juzgado por un tribunal popular, junto a otros ex altos cargos del Gobierno autonómico y ex dirigentes del PPCV, por haber recibido supuestamente regalos de la trama "Gürtel".

El PP descarta por ahora tomar medidas contra Camps

Por su parte, la noticia de que el president de la Generalitat, Francisco Camps, será juzgado era "por desgracia" la opción más previsible en la sede nacional del Partido Popular, cuya dirección respetará el procedimiento judicial que se abra a partir de ahora sin plantearse consecuencias políticas.

Fuentes de la cúpula del PP han indicado a Efe que por ahora no tienen intención de buscar dimisiones o ceses. La idea es respetar el procedimiento y aguardar la celebración del juicio oral, por tribunal popular, al presidente valenciano.

Una imagen que, recuerdan las fuentes, no es "nada agradable", y más si dicho juicio, previsto para el mes de noviembre en principio, coincide con la campaña electoral que por las mismas fechas podría desarrollarse, siempre que el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, anticipe la convocatoria de los comicios.

Que al presidente valenciano le iban a abrir juicio oral por los trajes que supuestamente le regalaron los cabecillas de la trama Gürtel era la opción previsible en la dirección nacional del PP, cuyas fuentes recuerdan que Camps todavía no es culpable de nada.

Lo que toca ahora en Génova es esperar a que se concrete la fecha del juicio y ver cómo éste evoluciona, puntualizan las mismas fuentes. Argumentan que si antes no se han producido "decisiones políticas", ahora tampoco caben.

En la dirección nacional, por consiguiente, aunque molestos sus cargos por la noticia del juez José Flors, el plan consiste en mantener la paciencia y en confiar en que Camps sea absuelto.

El disgusto es también la sensación de algunos parlamentarios ante lo que consideraban el desenlace más probable, el de la apertura de juicio oral al presidente valenciano.

La mayoría de los parlamentarios consultados opina que si hasta la fecha no ha habido cambios en la cúpula del PP regional, no tendría sentido impulsarlos ahora.

No obstante, algunos reconocen, en conversaciones con Efe, que "alguna decisión drástica" tendría que haber tomado Madrid para evitar que el caso Gürtel, en sus ramificaciones valencianas, "afee" la campaña electoral de Mariano Rajoy.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook