17 de julio de 2013
17.07.2013
La Opinión de Málaga
Visita oficial

El Rey defiende la expansión del castellano en Marruecos

Don Juan Carlos apuesta por un "salto cualitativo" en cooperación educativa entre España y Marruecos

17.07.2013 | 19:18
Don Juan Carlos, con el ministro de Exteriores marroquí.

El Rey Juan Carlos ha elogiado este miércoles el "salto cualitativo" que España y Marruecos quieren dar en materia de cooperación universitaria, que este miércoles se ha concretado con la celebración del primer encuentro de rectores de universidades de ambos países, que ha concluido con la firma intención de seguir intensificando los contactos. Por su parte, el ministro de Asuntos Exteriores y Cooperación, José Manuel García-Margallo, ha apuntado al programa Erasmus de intercambio de estudiantes como "un modelo" que deberían seguir también España y Marruecos.

En el Palacio Real de Huéspedes de Rabat, en el que se aloja durante su estancia en Marruecos, el Rey ha clausurado el encuentro en el que han participado 14 rectores de universidades españolas y 13 de universidades marroquíes, que han sellado un acuerdo en el que abogan por cooperar en movilidad universitaria y dobles titulaciones. Además, han expresado su interés en trabajar para que haya centros que impartan enseñanza universitaria en español.

En su intervención, Don Juan Carlos ha destacado que este acuerdo es un ejemplo de que las relaciones entre los dos países han "alcanzado una sólida madurez" y ha apuntado que abre "una vertiente prometedora en la asociación estratégica que liga" a los dos Reinos.

Así, ha alabado que "dos de las tradiciones universitarias más antiguas del mundo, la marroquí y la española", hagan el esfuerzo común de "generar conocimiento e ideas innovadoras que contribuyan al desarrollo económico y social a ambas orillas del Estrecho". "No cabe duda de que, por cercanía y amistad, las juventudes de Marruecos y España están llamadas a beneficiarse mutuamente de esa oportunidad", ha señalado.

Además, el monarca ha animado a continuar con el "gran esfuerzo" que está haciendo España en Marruecos para atender su interés en el español, una lengua que "crece diariamente en todas sus dimensiones" y que ya se ha convertido en la segunda lengua de comunicación internacional, la segunda lengua manterna del mundo y la segunda más utilizada en internet.

"Queremos que de esta sólida realidad puedan beneficiarse la sociedad y la economía marroquíes al tiempo que se fortalecen los lazos en nuestros dos pueblos", ha explicado.

En esta tarea juega un papel importante la labor que realiza el Ministerio de Educación y el Instituto Cervantes. En total, unos 15.000 marroquíes estudian español en once colegios e institutos y en 11 centros del Cervantes: cinco propios y seis extensiones.

El monarca ha dado las gracias a Marruecos por "acoger con hospitalidad" la amplia red educativa española y se ha mostrado seguro de que los "resultados" de esta "intensa actividad" son "muy positivos. "Aspiramos -ha dicho-- a que la lengua española ocupe en este admirado país el lugar que le corresponde por historia, vecindad y cercanía".

Por su parte, García-Margallo ha hecho hincapié en la importancia de que España y Marruecos trabajen para "complementar" las relaciones comerciales que mantiene, "muy importantes", con las culturales y sociales, como corresponde a sus vinculaciones históricas y a su proximidad geográfica y como merecen sus ciudadanos, entre los que se encuentran una comunidad marroquí "muy importante" en España.

El jefe de la diplomacia ha apuntado además a una herramienta concreta para favorecer estas relaciones en el marco educativo y se ha referido al programa europeo Erasmus de intercambio de estudiantes, un modelo que ha considerado útil para las relaciones hispano-marroquíes.

Además, el presidente del Instituto Cervantes, Víctor de la Concha, ha explicado que existen otros proyectos en marcha, como un convenio que se firmará próximamente para que profesores de español de sus centros impartan clases en universidades públicas marroquíes y un acuerdo que permitirá que estudiantes marroquíes se incorporen en prácticas a centros del Cervantes.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook