12 de junio de 2018
12.06.2018
Crisis de refugiados

El Gobierno sopesa conceder estatus de refugiados a los migrantes del Aquarius

La decisión del Gobierno viene dada por la situación "de emergencia y excepcionalidad"

12.06.2018 | 20:21
Miembros del Aquarius rescatan a un grupo de inmigrantes.

El Gobierno podría conceder el estatus de refugiado y de personas en acogida a los 629 migrantes que viajan en tres barcos desde la costa italiana hasta Valencia por la situación "de emergencia y excepcionalidad", al margen de la condición personal de cada uno de ellos.

La vicepresidenta y consellera de Igualdad y Políticas Inclusivas, Mónica Oltra, ha afirmado que así lo ha anunciado la Delegación del Gobierno en la reunión de la comisión mixta para la atención y acogida de refugiados y desplazados, celebrada esta tarde y en la que se han adoptado las medidas del primer operativo de acogida que se les dispensará y que han bautizado como Operación Esperanza Mediterráneo.

Sin embargo, este miércoles la ministra de Trabajo e Inmigración, Magdalena Valerio, ha preferido mostrar "cautela" respecto a este asunto, asegurando que el Gobierno estudiará cada caso.

Oltra, que ha confirmado que los tres barcos atracaran en La Marina porque su calado lo permite, ha detallado que la base logística de coordinación estará en la antigua sede del equipo Alinghi de la Copa del América, con una superficie de 1.700 metros cuadrados y que ya se ha limpiado, revisado y acondicionado.

Además de recibir asistencia jurídica, las personas desplazadas recibirán atención sanitaria y psicológica, con especial atención a los problemas de salud mental, discapacidad y mujeres que hayan podido ser víctimas de abusos o explotación sexual, así como a las embarazadas, niños y heridos, lo que supondrá un refuerzo de los servicios sanitarios.

Acompañada del alcalde de Valencia, Joan Ribó, y del director de Emergencias de Cruz Roja, Íñigo Vila, Oltra ha dicho en la rueda de prensa celebrada tras la reunión que desconoce cuándo llegaran los tres barcos, pero que calculan un plazo de entre "tres y tres días y medio" y ha asegurado que quieren que el tiempo de esta primera acogida sea "el menor posible".

En esta primera reunión, la comisión ha abordado las necesidades de los primeros días y los recursos de que disponen y ha establecido una "hoja de ruta", que se iniciará con el traslado de los refugiados a los diferentes inmuebles preparados, en función de si son familias con hijos, mujeres con hijos solas, menores sin acompañante o embarazadas, que junto a los heridos serán desplazadas a centros sanitarios.

Oltra ha hecho hincapié en que será Cruz Roja la que prepare el dispositivo de primera acogida, que contará tanto con personal sanitario y psicólogos para atender "tanto el aspecto físico como el anímico" después del "calvario" que han pasado estos desplazados.

Además, habrá personal de centros de mujer 24 horas, oficinas de Víctimas del Delito y de la Fundación CAVAS, que atenderán a las mujeres que hayan podido ser víctimas de agresiones sexuales.

Está previsto que se amplíen los horarios de los centros sanitarios, se duplique el personal de Fiscalía para agilizar los trámites de identificación y que se incremente el número de juzgados de guardia el fin de semana, mientras que el Colegio de Abogados tendrá activos a los profesionales de la sección de migraciones y se adjudicará intérpretes "que se acoplarán a las personas, no a la Administración".

Ha explicado que la Federación Valenciana de Municipios y Provincias (FVMP) está actualizando la lista de municipios e infraestructuras de la red que se creó en 2015 impulsada por el Consell de ciudades refugio y ha asegurado que calcular el número de personas voluntarias implicadas "es difícil porque el ofrecimiento ha sido masivo".

Oltra ha informado de que mañana se han convocado sendas reuniones en la Delegación del Gobierno y en el Centro de Coordinación de Emergencias para seguir "concretando al detalle" la operación y que la comisión mixta volverá a reunirse la semana que viene para avanzar en la segunda fase de "derivaciones y recursos más permanentes".

En ese punto, ha indicado que habrá que coordinar con el Gobierno, los ofrecimientos que han llegado de diferentes comunidades autónomas.

Ribó ha valorado el ofrecimiento de ayuda "desde empresas de transporte hasta de alimentación", lo que pone de "manifiesto" el "carácter hospitalario y solidario de la sociedad valenciana" que, ha dicho, "ha adquirido una responsabilidad histórica con los refugiados".

El representante de Cruz Roja ha explicado que el dispositivo será el mismo que para cualquier recepción de migrantes pero "más dimensionado" por el número de personas que llegan y ha confirmado que en el Aquarius, tras el transbordo de migrantes a otros dos barcos, llegarán las embarazadas, los menores y los heridos, en total 229 personas

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook