13 de diciembre de 2020
13.12.2020
La Opinión de Málaga
Crisis del coronavirus

Illa defiende las medidas para controlar la Covid y rechaza el cierre total en Navidad

Ha analizado la evolución de la pandemia y ha asegurado sentirse "esperanzado, cansado y preocupado"

13.12.2020 | 23:03
Una imagen de Salvador Illa.

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, ha defendido las medidas tomadas para combatir la pandemia de Covid-19 "cerrando lo que hay que cerrar" y ha manifestado que si hay una tercera ola de contagios de coronavirus después de Navidad será responsabilidad de todos, al tiempo que ha defendido la madurez de los ciudadanos.

Illa ha hecho estas declaraciones en el programa 'Salvados' de la Sexta, donde ha analizado la evolución de la pandemia en España y ha asegurado sentirse "esperanzado, cansado y preocupado", tras reconocer que volvería a aceptar el cargo de responsable de Sanidad, que asumió con "honor" sin pensar que se enfrentaría a lo que ha sucedido.

Al ser cuestionado sobre un posible cierre total en Navidad, como ha hecho Alemania, Illa se ha preguntado: "¿Cerrarlo todo? ¿Usted sabe lo que significa cerralo todo? ¿Somos conscientes de eso?", y ha recordado que muchas comunidades ya han hecho cierres parciales de actividad y perímetro lo que ha generado muchas dificultades a sectores económicos, entre los que ha citado a hostelería, turismo o el ocio nocturno.

Sobre la gestión de la pandemia, Illa ha asegurado que la aparición del coronavirus "nos sorprendió a todos y nos hemos ido adaptando con la información que nos ha ido proporcionando la ciencia", mientras calificaba de "obviedad" que el Ejecutivo "llegara tarde" a su control como, ha dicho, sucedió en otros países, aunque ha defendido que siempre se ha actuado con "la máxima prudencia y la máxima contundencia".

Ha sido preguntado también por si se pondría la vacuna contra la Covid delante de una cámara de televisión si eso pudiese concienciar a la población sobre sus efectos y, tras recalcar que le gusta muy poco el espectáculo, ha indicado: "Si se pensase que esto puede ayudar y se me pide, no tendría ningún inconveniente".

Además, ha revelado que durante los dos primeros meses de la crisis sanitaria no leyó la prensa para centrarse en su trabajo y olvidarse "del ruido" y ha defendido su decisión de no revelar los nombres de los integrantes del Comité de Expertos para la desescalada para evitar que sufrieran presiones, aunque ha manifestado que los hará públicos si lo requieren los servicios jurídicos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook