El pleno del Congreso debate este jueves cuatro enmiendas a la totalidad a la proposición de ley con la que PSOE y Unidas Podemos quieren evitar que el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) realice nombramientos cuando se encuentre en funciones, como está desde hace ya más de dos años.

Un debate que se produce el mismo día en el que precisamente el CGPJ tiene previsto aprobar siete nuevos nombramientos judiciales, los de las presidencias de la sala social del Tribunal Superior de Justicia de Baleares y de las audiencias provinciales de Cantabria, Granada, León, Navarra, Baleares y Ciudad Real.

Con la mayoría de sus vocales en contra de la iniciativa parlamentaria, el CGPJ continúa de este modo cumpliendo con una función que los dos socios de Gobierno quieren limitar cuando haya caducado su mandato, en este caso, hace más de dos años.

En el marco de esta propuesta, el Congreso debate hoy las enmiendas a la totalidad del PP, Vox, Ciudadanos y JxCat y, si se mantiene el guion del debate que tuvo lugar en diciembre, cuando la iniciativa fue tomada en consideración, serán rechazadas por la mayoría del pleno, reunido en sesión extraordinaria.

La iniciativa de los grupos que apoyan al Gobierno ha abierto un nuevo frente con el órgano de gobierno de los jueces, que considera que la tramitación urgente de esta reforma no respeta la separación de poderes y quiere que el Congreso le pida un informe sobre la misma.

Pero PSOE y Unidas Podemos no tienen intención de aparcar esta propuesta, como sí hicieron con la que registraron antes para rebajar las mayorías exigidas para elegir a los vocales del CGPJ, iniciativa que suscitó incluso los recelos de las instituciones europeas.

Su objetivo es forzar al PP a negociar la renovación del CGPJ, algo que se antoja complicado en plena campaña electoral catalana.

Con su enmienda a la totalidad, el PP defiende un texto alternativo a la reforma en el que propone que la mayoría de los vocales del CGPJ -los doce de extracción judicial- sean elegidos por los propios jueces, un sistema que también defienden Vox y Ciudadanos.

JxCat, por su parte, propone que cualquier juez pueda postularse a esos puestos y que la elección recaiga en el Congreso, donde cada diputado podrá votar a cuatro candidatos, un sistema similar al de la elección de la Mesa de la Cámara.

Las cuatro formaciones que defenderán enmiendas a la totalidad entienden que no tiene sentido recortar las competencias del CGPJ cuando el problema, sostienen, es el actual sistema de elección de los vocales.