28 de enero de 2015
28.01.2015
Columna del lector

Seguridad vial

28.01.2015 | 01:23

Para enseñar a conducir, el teórico y práctico, hay que tener la homologación de profesor de formación vial. Estar inscrito como profesor en la jefatura de tráfico provincial, estar dado de alta en la Seguridad Social y estar contratado en un centro de formación de conductores. No entiendo cómo la Policía Local y otros por mandato de los ayuntamientos ejercen esta función con los escolares siendo esta función que es competencia exclusiva de profesores homologados de formación vial. Si una inspección de la jefatura de tráfico pillara a alguien no homologado enseñando en una autoescuela durante una inspección, esa persona puede acabar en los juzgados por usurpación de funciones y en la cárcel según decida el juez. Mandan a la autoescuela un apercibimiento de cierre y sanción monetaria. Yo no me imagina a un profesor de formación vial haciendo de guardia: Poniendo multas, dirigiendo el tráfico, llevando pistola, porra, esposas y arrestando ciudadanos. Hace pocas semanas el gobierno municipal de un ayuntamiento muy importante de la Costa del Sol quebró porque un cargo de confianza, que se suponía que estaba titulado en Derecho, no era tal según el equipo de gobierno.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Crea tu propio Blog