10 de febrero de 2017
10.02.2017
En corto

El caso Zozulya

10.02.2017 | 05:00

¿Es Zozulya un neonazi?, ¿fue manipulada la afición radical del Rayo para provocar su linchamiento?, ¿es un ejemplo de manejo por los aparatos de opinión de Rusia? Podríamos tomarlo para analizar fríamente un caso de democracia instantánea. La democracia instantánea, sin un tiempo de instrucción ni intermediarios de ninguna clase, es un peligro en sí misma, con independencia de que unas veces acierte y otras se equivoque. La instantaneidad viene dada, simplemente, por la velocidad de las redes y por la corta duración en ellas del evento mediático. En la democracia instantánea nadie está libre de peligro. Da igual que Zozulya sea un neonazi o sólo un patriota ucranio, la cuestión es que ha sido atropellado por un coche sin matrícula, sin nadie con carné al volante y sin darle la oportunidad de defenderse ni verificar nada. Concluido el evento, a otra cosa. El populismo es así.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Crea tu propio Blog