06 de junio de 2017
06.06.2017

Cartas al director

06.06.2017 | 05:00

LA IMPORTANCIA DE SABER ESCUCHAR
A lo largo del día nos vemos bombardeados con toneladas de información, todo el mundo parece tener algo interesante que decir. En un mundo que no deja de hablar parece sorprendente lo mal que se nos da comunicarnos entre nosotros. Este fallo en la comunicación viene por un error al entender tal palabra, lo que causa que durante la comunicación se tenga más en mente la habilitad que tenemos de hablar, que la de escuchar. Esto lo podemos ver en los niños pequeños. Durante la infancia de un bebé, los padres se esmeran por hacer que su hijo diga su primera palabra, así pues se centrarán en enseñarle a hablar, pero jamás le enseñaran activamente a escuchar. Esto deriva en un problema mayor, al no aprender a escuchar a los demás nuestra empatía se ve alterada, pudiendo caer fácilmente en el uso etiquetas o discriminación hacia el diferente, solo por no atrevernos a escuchar a esa persona, y así pues, dejando que nuestros prejuicios y sesgos de confirmación lideren la comunicación. Es terrorífico ver cuantos problemas podrían ser evitados si aprendiésemos a escuchar, si los políticos se abriesen a las opiniones de sus rivales, o si los terroristas se atreviesen a conocer la cultura occidental, sin prejuicios.
Cristina Castro
Málaga

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Crea tu propio Blog