19 de abril de 2019
19.04.2019
Crónica

Amor y Caridad guían a Maristas

El entrañable acto que realiza esta hermandad en el colegio Maristas sirve para reforzar la vinculación entre ambas entidades

19.04.2019 | 19:16
Amor y Caridad guían a Maristas

Existe una fuerte vinculación entre la cofradía del Amor y Caridad con varios colegios de la ciudad, aunque quizás sea con Maristas con el que los lazos sean más fuertes. No son pocos los hermanos de la cofradía que han estudiado o están vinculados con este centro, santo y seña del barrio de la Victoria. Eso se nota además todos los Viernes Santo al paso de la hermandad por la calle Victoria, camino del Centro. La fachada del colegio de engalana con reposteros y en el dintel de la puerta principal se pone el busto de San Marcelino Champagnat, fundador de los Maristas y cuya devoción irradia desde el colegio.

El Cristo del Amor cruzó la plaza de los Monos con la marcha 'Domingo de Corpus', interpretada por la Banda de Cornetas y Tambores de la Esperanza. Una vez a la altura del colegio, el trono ese paro y se realizó una ofrenda floral al busto de San Marcelino Champagnat mientras se rezaba un Padrenuestro. Detrás llegaba la Virgen de la Caridad, tras un largo cortejo de nazarenos vestidos con la túnica inspirada en el hábito tradicional de los agustinos y el corazón flameante en el pecho.

Mientras llegaba el trono de la Virgen de la Caridad, se leyó el Evangelio de San Juan, justo el momento final de Jesús en la cruz y que representa la imagen del Cristo del Amor. Una vez con el trono de la Virgen de la Caridad, este se acercó todo lo posible para la fachada del colegio y se paró frente a ella. En ese momento, se empezó a rezar el 'Salve Regina' a la Virgen con la participación del público. Al terminar, dos toques de campana seguidos de un tercero. El trono se levantó y siguió avanzando por la calle Victoria, aunque tuvo que realizar una complicada maniobra para situarse en el centro de la calzada y salvar uno de los semáforos.

Salida

La salida del trono desde su casa hermandad se hizo con la mirada puesta en el cielo. Los negros nubarrones que se veían mirando al norte contrastaba con el sol que brillaba calle abajo de Fernando El Católico. El trono del Cristo salió con 'Cristo del Amor', marcha que este año cumple 75 años y es una clásica para cornetas y tambores. Las filas de nazarenos se fueron desplegando por delante, abriendo el camino en una abarrotada calle. La Banda de Cornetas y Tambores de la Esperanza hizo otra vez gala de su buen hacer musical cuando atacó la marcha 'Evangelista' en la salida de esa calle y 'Virgen de la Paz' en el Compás de la Victoria.

La Virgen de la Caridad llevaba el acompañamiento musical de la Unión Eloy García, que interpretó la marcha 'Virgen de la Caridad' en el primer tramo del trono por la calle Fernando El Católico y después de que un vecino ilustre del barrio de la Victoria, el pintor Eugenio Chicano, se encargara de tocar la campana para levantar el trono.

Sabor añejo

Es curioso como esta cofradía ha sabido mantener una esencia a cofradía añeja, antigua, con detalles que le dan un sabor especial. Los propios estandartes de la Virgen son muy significativos, o el diseño del trono del Cristo del Amor, con una traza que recuerda a los clásicos tronos malagueños, con los cuatro faroles elevados en cada esquina. Pero es que hay mucho más. Las túnicas antiguas que se conservan, y que llevan los nazarenos con cargo, son un auténtico tesoro que es difícil encontrar ahora, mientras que el manto de la Virgen de la Caridad tiene esa pátina del tiempo que lo hace muy interesante.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Semana Santa 

Horarios e Itinerarios

El nuevo recorrido oficial va a suponer una revolución en la forma de ver las procesiones

Descarga nuestra aplicación móvil

Disponible en Android e iOS. Disfruta de la Semana Santa de Málaga de forma sencilla y con información inmediata