Nacho Jacob, conde de Pozos Dulces que fue detenido en Murcia por abusar de un niño, ingresó en la cárcel, tras pasar por el Juzgado de Guardia, pero sale este viernes.

El titular del Juzgado de Instrucción Nº 7 de Murcia, el mismo que lo mandó a prisión provisional, como pedía la Fiscalía, ha decidido soltarlo bajo fianza de 40.000 euros, tal y como se lee en el auto, al que ha tenido acceso La Opinión. Tendrá que entregar el pasaporte presentarse en el juzgado cada quince días.

Asimismo, le impone al sujeto "la prohibición de entrar en el partido judicial de Murcia, dado que en el mismo se encuentra el hotel al que acudía con cierta regularidad a mantener los encuentros sexuales con menores de16 años amén de otras edades y teniendo en cuenta además que el domicilio del investigado se encuentra en la provincia de Madrid".

Al aristócrata madrileño, que contrató al conocido abogado, Raúl Pardo-Geijo para hacerse cargo de su defensa, se le imputaban dos delitos de abuso de menores y otros dos de prostitución, aunque la investigación sigue abierta y no se descarta que pueda haber más víctimas. El caso continúa bajo secreto del sumario.

Fuentes cercanas apuntan que el sospechoso cuenta con esos 40.000 euros (su defensa pidió una fianza de 10.000, el juez la ha subido), por lo que saldrá de la cárcel de Sangonera este mismo viernes por la mañana. Su intención es trasladarse a la capital de España, donde tiene su casa. En la cual recientemente robaron, aprovechando que el sujeto estaba en la cárcel.

Los investigadores de la Policía Nacional tienen indicios de que este individuo (de 51 años, aunque él en su currículum pone que tiene 42), obligó al niño al que presuntamente violó en Murcia a grabar un audio diciendo que tenía 16 años. Lo hizo "por si los paraba la Policía", indican fuentes cercanas al caso, del que se ocupa la Unidad de Atención a la Familia y Mujer (UFAM) de la Policía Nacional. 

El individuo fue detenido en el parking de un hotel de la capital murciana cuando salía del ascensor junto al adolescente de 14 años al que habría violado en una habitación, tras haber dejado el menor que no quería tener relaciones sexuales con el aristócrata.

Los investigadores tienen claro que el sospechoso daba regalos a los adolescentes a cambio de que tuviesen relaciones con él, y creen que se valió de su posición económica (aparte de ser aristócrata, tiene una reputada carrera en el mundo de las relaciones públicas y de la comunicación) para conseguir sus fines.

Aristocracia y ostentación

Ignacio de Jacob y Gómez, según detalla en su página web, es el actual conde de Pozos Dulces por cesión de los derechos dinásticos de su padre. En sus redes sociales se presenta como asesor de imagen y relaciones públicas, y suele difundir fotografías con muchos famosos.

"Ignacio de Jacob y Gómez mantiene una estrecha amistad con numerosos miembros destacados del panorama social, cultural y político, tanto nacional como internacional, entre sus más allegados se encuentran Jean Paul Gaultier, Julio Iglesias, Michael Douglas, Leonardo Di Caprio, Martín Scorsese, Roman Polanski, la Reina Rania de Jordania o la Princesa Carolina de Mónaco", subraya en la citada página.

En sus redes suele aparecer en entornos lujosos, elegantemente vestido. Continúa el currículum del presunto pederasta: "Es el fundador y director de los emblemáticos Premios Dedales de Oro, máximos galardones que se otorgan en la moda española y presidente-fundador del Instituto Español para la Excelencia Profesional, a su vez es fundador de los Premios Español Internacional, que se otorgan cada año a personalidades que por su trayectoria profesional han traspasado nuestras fronteras como han sido Plácido Domingo, Pau Gasol, Rafa Nadal o Julio Iglesias".

En el año 2000 funda Jacob Fitzgerald Eventos & Comunicación, una de las compañías españolas líderes en su sector.