16 de enero de 2017
16.01.2017
Segunda B/Grupo IV

Abonado a la media inglesa

El Marbella suma cuatro jornadas sin perder, tras hacer bueno el punto en el Colombino con una victoria ante el Linares

16.01.2017 | 00:22

El Marbella FC doblegó ayer al Linares en el Municipal y acumula ya cuatro jornadas sin perder. Al sumar tres nuevos puntos en casa hizo bueno el punto cosechado la semana anterior en el Colombino. Los pupilos de Nafti están abonados a esa media inglesa de los cuatro puntos cada dos encuentros. Es el balance de estas cuatro últimas jornadas, así como el que lograron justo antes del traspié en Villanueva de la Serena.

El triunfo de ayer supone el primero del año y de la segunda vuelta de la competición. Además, con la derrota como local del líder, los tres primeros clasificados se quedan situados con apenas un punto de diferencia entre ellos. La escuadra blanquilla logró ayer reencontrarse con su mejor versión, al sobreponerse a unos tres primeros minutos de claro dominio visitante. El Linares se pudo adelantar en un cabezazo de Gonzalo o a raíz de una internada de Luis Lara que remató Mario Martos.

El Marbella respondió rápido con un buen gesto técnico y buen disparo de Carlos Julio, que desvió con un magnífico rechace el arquero Lopito, el mejor de su equipo. El tridente blanquillo impuesto por Goti, Okoye y Luis Rioja no tardó en obtener sus primeros frutos. En el minuto 20, Goti empalmó espectacularmente una dejada de cabeza del nigeriano Okoye para elevar el primer gol de la tarde.

Nico Delmonte tuvo el segundo con una brillante chilena y también Okoye, con un disparo que sacó junto al palo Lopito, antes de que el colegiado marcase el camino hacia los vestuarios. De los mismos regresaron los pupilos de Nafti de la mejor forma posible. De nuevo fue Okoye protagonista, al asistir a Joseba Beitia para dictar sentencia y cerrar el triunfo. Porque el Linares movió el banquillo, pero no logró el camino hacia el gol.

Un ariete procedente del Inter

El club marbellí confirmó ayer la llegada del artillero Zé Turbo, nacido hace 20 años en Guinea-Bissau. Es propiedad del Inter, que durante la primera vuelta ya lo ha tenido cedido al CD Tondela de la Primera División de Portugal.

Quien ayer ya pudo ver a sus futuros compañeros desde la grada fue noticia el pasado agosto. Mientras disfrutaba de un permiso en Lisboa, sufrió un despiste al volante y destrozó un Mercedes valorado en unos 50.000 euros.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine