02 de junio de 2012
02.06.2012
Baloncesto. Planificación

La moderada inversión para el segundo base y la opinión de Repesa frenan a Cabezas

Las cifras que el club va a destinar para el acompañante del base titular son inferiores a las que se manejaban

02.06.2012 | 02:12
Cabezas está en Málaga y con mucha ilusión por volver a vestir de verde.

La esperada reunión entre el presidente del Unicaja, Eduardo García, y el agente de Carlos Cabezas, David Carro, se celebró ayer en buena armonía y sirvió para retomar la necesaria sintonía con un hombre de la casa como es el base malagueño, pero también para congelar por el momento la contratación del «Hijo Pródigo» por la entidad de Los Guindos.

La casi anunciada vuelta de Cabezas al Unicaja ha sufrido un frenazo inesperado. El club tiene mucha ilusión depositado en su fichaje, pero eso no implica que su desembarco en Málaga sea un hecho. Todo lo contrario. Aún hay que quitar algún que otro palo en la rueda de su ilusionante regreso.

El primer hándicap que hay que derribar es económico. Tiempos de estrecheces, de recortes y de medir milimétricamente cada euro. Es lo que toca. Y gracias, de cualquier forma, a la Caja por continuar con su apuesta por el deporte de la canasta. El club, en su presupuesto para la plantilla, tiene perfilado un gasto importante para el primer base del equipo. Sin embargo, esa cifra desciende muchísimo para costear la contratación del segundo director de juego. Y en el nuevo proyecto verde, la idea es fichar un «crack» para manejar el equipo y a Carlos Cabezas como su relevo. La temporada es larga y habrá minutos para todos. «Charly» es un seguro de vida. Un ganador. Y se confía en él.

Pero las diferencias son notables, aunque las dos partes salieron ayer satisfechas de la reunión que mantuvieron por la tarde. Se habló de un año más otro opcional, con cantidades variables y bonus que compensen un sueldo modesto en comparación al nivel exhibido por el canterano esta campaña en el CAI Zaragoza. Las posturas son salvables, mucho más cercanas que con Berni Rodríguez, pero Cabezas debería bajar algo más sus pretensiones. Y él está dispuesto, porque tiene todas las ganas del mundo por volver a casa. Aunque dentro de un límite.

La segunda pata de la operación la encarna Jasmin Repesa. El futuro entrenador cajista no ve con claridad la posibilidad de que Cabezas sea el segundo base de su nuevo equipo. Ha dado el visto bueno para que se tantee su llegada, pero sin cerrar ningún acuerdo hasta que él ponga pie en Málaga y lidere el proyecto verde. Algo que puede producirse este mismo lunes o martes si el Cibona vence esta noche en el tercer partido de la final de la Liga croata. Mientras, Repesa duda sobre la idoneidad de que Cabezas sea «el elegido».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine