18 de marzo de 2014
18.03.2014
La Opinión de Málaga
Actualidad

Caner-Medley volverá a jugar en una semana si no surgen complicaciones

El edema óseo que sufre no se ha reproducido y dependerá de la evolución y cómo soporte el dolor

18.03.2014 | 05:00
El último partido de Caner-Medley fue de Liga contra el Gipuzkoa.

El edema óseo que sufre Nik Caner-Medley no ha ido a más y los servicios médicos confían que en los próximos días remita la inflamación en su rodilla y que pueda comenzar la rehabilitación. El presidente del Unicaja, Eduardo García, informó ayer de que el plazo estimado para su recuperación es de «una semana», por lo que descartó cualquier tipo de movimiento en el mercado. «No conozco a ningún club que fiche por una semana o diez días y no vamos a hacer nada por ahora», explicó el mandatario en una improvisada rueda de prensa a los medios que cubrieron la presentación del libro «Las mantas de Angelina» que Joan Plaza, el entrenador verde, presentó ayer en la Librería Luces.

«Hay una parte que es física y médica, por los informes que tenemos. No es una lesión de gravedad. Luego la percepción del dolor cada uno la tiene como la tiene, el umbral del mismo cada uno lo tiene a su manera y necesita tener un poco de descanso para que se rehabilite la rodilla, que ya tuvo la lesión. Del edema óseo ya queda poco, es la información que nos transmiten los médicos. Otra cosa es que el tono muscular sea el adecuado para ello», explicó el presidente.

El plazo previsto por lo tanto es de una semana. «No tenemos el pensamiento de fichar porque será una semana aproximadamente lo de Nik. Él se va a incorporar en una semana y no conozco a nadie que fiche por una semana».

Así las cosas, el trabajo en el ala-pívot se centrará ahora en potenciar la musculación de la zona, una vez estabilizado el edema y que no hay líquido sinovial en la rodilla, para dotarla de mayor estabilidad y fuerza. El americano sigue a base de medicación para bajar la inflamación y toma relajantes musculares, ya que aún cojea y apoya la pierna con dificultad. Por lo tanto, su participación para los partidos de esta semana ante Barcelona y Joventut está descartada, al igual que la de Rafael Hettsheimeir. Al pívot brasileño aún le quedan tres semanas largas para poder jugar un partido oficial, aunque García explicó que «va mejor de lo previsto». «La lesión va bien y la rehabilitación es para que no vuelva a recaer, en un sitio complejo y necesita su tiempo para estar bien y no recaiga».

García señaló que «el club, el consejo y el presidente» están «muy satisfechos del trabajo de los jugadores y del equipo técnico». «No tenemos la más mínima queja y estamos satisfechos de cómo se están haciendo las cosas. La temporada no puede ser mejor. El equipo se está componiendo, el proyecto es nuevo y hay que darle su tiempo. Todo no se hace de un día para otro. Hay que tener un poco de paciencia, entiendo que la afición no la tenga pero hay que tenerla para que el proyecto se consolide. No podemos pedir más al equipo, los jugadores están dando de sí. Ninguna lesión está siendo grave, pero son lesiones. Durante la temporada siempre hubo uno o dos jugadores lesionados, ninguna lesión es de larga duración, pero sí que han llevado su tiempo su reparación, su arreglo».

El club quiere ver el pabellón lleno para el viernes. «Se nota más demanda de entradas, pero aquí dejamos las cosas para el último momento, pero esperamos que el pabellón sea un espectáculo y que esté como las canchas en Europa, prácticamente llena».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook