24 de mayo de 2017
24.05.2017
Fichajes

El Unicaja acelera por Leo Westermann, su base favorito

El base francés del Zalgiris ya está en la final de la Liga de Lituania y el club malagueño le sigue muy de cerca para reforzar con él el equipo para la próxima campaña: ya se han producido contactos

24.05.2017 | 00:13
Leo Westermann, con el Zalgiris, en un partido de Euroliga ante el Anadolu Efes.

El Unicaja sigue preparando el trabajo en pista para tratar de llegar a las semifinales de la Liga Endesa, derrotando al Iberostar Tenerife. Pero el «lío» en los despachos no descansa. El club se ha fijado, como informó la pasada semana La Opinión, en el base francés Leo Westermann, que está en la lista de futuribles, y ocupando un puesto muy destacado, además. Es, a día de hoy, el jugador que más gusta en Los Guindos a técnicos y secretaría técnica.

El base de 1,97 metros y 25 años milita en el Zalgiris Kaunas y tiene un año más de contrato, aunque con una cláusula de salida bastante asequible. Este fin de semana en Estambul, durante la Final Four, ya se daba por hecho que el jugador pagará su cláusula este verano para dar el salto a otro equipo de Euroliga. Y el Unicaja ve en él un base de futuro y potencial para su nueva andadura en la mejor competición europea.

A sus 25 años ya posee experiencia en el baloncesto de elite. Ha salido de casa, fichó por el Partizán siendo muy joven, el Barça le hizo un buen contrato aunque no llegó a jugar nunca en Can Barça, ha hecho «mili» en el Limoges y ahora está jugando a un gran nivel en el Zalgiris. Y no queda ya ni rastro de sus problemas de rodilla. En 2013 sufrió una rotura de ligamentos cruzados de rodilla, una lesión que ya había tenido cuando era júnior.

Westermann es un base que gusta mucho, que ya estuvo en la agenda del club y con el que ahora se ha vuelto a contactar. El jugador, eso sí, está centrado ahora en lo suyo, y está disputando ya los play off de la competición lituana, donde se ha metido ya en la final. El Zalgiris Kaunas ha derrotado por 3-1 al Neptunas de Klaipeda y ya tiene una plaza en la gran final de la competición. En la última victoria del equipo, el pasado lunes, Westermann, el base titular del Zalgiris, volvió a ser importante, siendo el jugador con más minutos en la pista: 25.

El base colaboró con 6 puntos, 6 rebotes y 1 asistencia y ya está en la final, tras ganar el cuarto encuentro de la serie de semifinales por 69-53. Westermann promedia en la Liga de Lituania 20 minutos en pista, con 6,9 puntos, 3,7 asistencias, 2,8 rebotes y 8 de valoración, con 33,7% en triples y 84,6% en tiros libres. Sus números mejoran en la Euroliga, con 8,2 puntos, 3,2 rebotes y 5,5 asistencias, con el 34,4% en triples. Ahora disputará la gran final de la Liga. El Unicaja le sigue de cerca y espera acontecimientos.

Ahora Westermann está en la agenda del equipo malagueño. Ocupa, de hecho, el primer puesto en su listado. Se le ve como un complemento perfecto a Alberto Díaz y Kyle Fogg. El francés no es un gran anotador ni un excelso tirador, pero tiene una gran visión de juego y es un maestro jugando el pick and roll. Sin ser un base puro, sí que lo es más que los otros dos directores de juego. Se valora mucho su conocimiento de la Euroliga y su experiencia en la competición, a pesar de su relativa juventud, y su margen de progresión y de aprendizaje.

No se olvida el club de otra posibilidad que está sobre la mesa, la del base del Real Madrid Dontaye Draper. El club también ha contactado y preguntado por la situación de Jordan Theodore (1,83 y 27 años), del Banvit turco. Aunque se ve en él un perfil diferente, más anotador y menos director. Es, además, americano, aunque está en vías de obtener un pasaporte comunitario.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine