10 de febrero de 2020
10.02.2020
Declaraciones

Optimismo ante todo

Jaime Fernández, Adam Waczynski, Josh Adams y Darío Brizuela analizan al equipo en los días previos al inicio de la Copa del Rey

10.02.2020 | 16:27
Optimismo ante todo

El ya tradicional 'Media Day' organizado por el Unicaja previo a la Copa del Rey dejó un mensaje muy claro por parte de los jugadores de Unicaja, van a dejarlo todo sobre la pista del Carpena para llevarse la Copa del Rey. La ilusión desatada en la afición por hacer algo grande en el torneo copero como anfitriones y el cuadro del equipo cajista hasta la gran final invita aún más al optimismo.

Cuando se menciona la posibilidad de jugar la final, a todos los jugadores les aparece una sonrisa en la cara. Ninguno quiere hablar de ello, pero es obvio que quieren y desean estar ahí. Jaime Fernández es de los jugadores que prefiere ser precavido y mantener los pies en la tierra: «No pienso en la final, mi mente está en Zaragoza y sería un error pensar en finales y faltarle el respeto, ellos son los terceros y nosotros los invitados». Sin embargo, Josh Adams prefiere ser más claro y mantener una mentalidad ganadora y la mirada puesta en la victoria. «Espero estar en la final, tengo la mentalidad de que vamos a estar ahí y nuestro equipo lo merece. Si juego la final no me importa contra quién sea, todos son muy buenos solo me centro en hacer el mejor juego posible para llevarnos el trofeo», dijo el americano.

El último encuentro previo a la competición no se saldó de la mejor forma posible, no se esperaba una derrota contra el Bilbao Basket, equipo que está cuajando una gran temporada. «El Bilbao está haciendo un gran año y jugar allí no es nada fácil. Nosotros en la primera parte jugamos a un ritmo que no deberíamos haber jugado, en la segunda reaccionamos y sí que nos volvimos a meter en el encuentro, pero al final ese último tiro no entró, aún así máximo respeto para el Bilbao y nosotros a aprender del partido», explicó Jaime Fernández sobre la derrota de la última jornada.

La parte positiva del choque ante los vascos fue la vuelta a las pistas de Darío Brizuela: «El partido del otro día fue un test para mí, llegué en buen estado y me encontré muy bien. Es verdad que con el paso de los minutos sentía algunas molestias, pero somos deportistas de elite y tenemos que aprender a jugar con dolor», argumentó la «mamba» vasca. Al igual que sus compañeros espera que el cuadro verde haga un buen papel en Copa, aunque asume que no será fácil. «Los ánimos están muy bien, nos habría encantado ganar en Bilbao llegar con una mejor sensación a la Copa. Yo solo quiero ganar, en este tipo de competiciones a un partido vas a tener que jugar contra los mejores, sea el que sea va a ser un equipo potente. Los ocho equipos que estamos aquí estamos a un gran nivel», explicó Brizuela.

A pesar de la derrota, lo cierto es que el conjunto cajista llega a «su» copa en su mejor momento, clasificados para los cuartos de final de la Eurocup como primeros de grupo y demostrando que el Carpena es un fortín infranqueable. Ahora le tocará al Zaragoza poner a prueba al Unicaja y al Martín Carpena en los cuartos de final, un rival que ya sabe lo que es ganar en Málaga esta temporada. «La derrota de la ida no pesa, sabemos que en la Liga todo puede pasar y que tenemos que dar el máximo. Llegados a este punto, todo lo que haya ocurrido para bien o para mal se olvida. El Zaragoza es un equipo que está tercero por alguna razón y nosotros somos los invitados, así que va a ser complicado seguro», continuó Fernández.

A nivel individual, hay jugadores que se están reivindicando en los últimos partidos, como Adam Wazcynski quien dice encontrarse en un gran momento: «Me siento muy bien, tengo mucha confianza en el equipo, y eso es lo mas importante para mi propia confianza. Es un momento para aprovechar, he jugado varias Copas del Rey y es un torneo muy emocionante. Solo es un partido, que si lo ganas puedes jugar otro. Tenemos que jugar a tope, no hay tiempo para los errores». En el polo puesto se encuentra Josh Adams, que atraviesa un momento de bajón con pequeños destellos de volver a ser el que era al principio de la temporada: «Me siento bien, en cada temporada tienes altos y bajos, solo quiero jugar lo mejor posible y esforzarme al máximo para ayudar al equipo».

Muchos piensan que el cambio en el nivel del jugador americano se debe a la llegada de Brizuela al equipo. El número 8 del conjunto cajista no está nada de acuerdo con estas afirmaciones y asegura que la rivalidad entre ellos no existe: «A mí, personalmente, me está ayudando muchísimo, Josh es un pedazo de jugador, es mejor que yo y me obliga a estar todos los días al 100%. Yo lo puedo ayudar a que conozca un poco más la liga y a que esté más atento a ciertos detalles que se producen en partidos ACB. Ha tenido un momento un poco bajo en los últimos días, pero lo bueno es que tenemos muy buena relación nos apoyamos mucho el uno en el otro».

Por su parte, Jaime Fernández se mantiene como uno de los jugadores referencia del equipo. En las últimas semanas ha asumido el peso de la plantilla, sobrecargando sus piernas con demasiados minutos: «Me siento bien de momento, ayer tuvimos día libre y aún nos quedan algunos días para el primer encuentro de Copa. He tenido algunas molestias típicas después del choque, pero pretendo estar bien. Mi intención es mantenerme bien para la competición y seguir con el mismo nivel que hasta ahora».

Pase lo que pase en la próxima semana, no se podrá dudar de que este equipo es consciente de sus posibilidades y que van a dar el máximo para hacer que la Copa del Rey se quede en casa.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes