Nueva ventana FIBA de cara al Eurobasket 2022 para España y con gran protagonismo para varios miembros del Unicaja. Brizuela, Jaime Fernández y Rubén Guerrero se medían ante la selección polaca de Adam Waczynski. Un partido disputado e igualado hasta los instantes finales, cuando Brizuela con un triple parecía sentenciar el choque, aunque el combinado polaco contestó con otro tiro de tres, que finalmente desempataría Guerra desde el tiro libre para evitar la prórroga.

Los de Scariolo, ya clasificados para la cita europea, no dejaron escapar la oportunidad de mejorar sensaciones y estadísticas, con la participación destacada de Darío Brizuela y sus 21 puntos y tres rebotes. El resto de cajistas fueron Jaime Fernández con 4 rebotes y 4 asistencias, Guerrero con 2 puntos y 4 rebotes y el polaco Waczynski con 11 puntos y 5 rebotes.

El duelo siempre estuvo igualado, con exiguas ventajas de unos y otros. A los arreones de Brizuela y López-Arístegui al comienzo replicaron los centroeuropeos con Waczynski y el propio Slaughter, que terminó con 27 puntos siendo el mejor pupilo de Taylor. Del 13-11 al 19-20, momento en el que llegó el debut de Fran Guerra, vital en la última jugada, Miquel Salvó y Joel Parra.

Al descanso, tras un carrusel de aciertos de Barreiro, el luminoso reflejaba más igualdad (43-43) hasta que España -sin necesidad por sus méritos ya acreditados- apretó el acelerador con Bassas y Brizuela en plan estrella. El donostiarra permitió el 70-76 a falta de seis minutos, la máxima ventaja para los de Scariolo. Sin embargo, Polonia no se dio por vencida y despertó con una acción afortunada.

Bassas perdió el esférico en una jugada que pudo cerrar el partido, pero realizó una antideportiva que metió de nuevo a los polacos. Adam Waczynski metió un triple estratosférico y dio ventaja (85-83) a los suyos con un minuto de juego. El de Unicaja fue replicado por su compañero de equipo: Brizuela también acertó desde el perímetro en la jugada posterior.

Michalak quiso la prórroga pero una última jugada sobre Fran Guerra acabó con dos tiros libres para España casi sin tiempo por jugar, menos de un segundo. El pívot del Lenovo Tenerife metió el primero y falló a conciencia el segundo para no dar pie al rebote de sus rivales. La estrategia salió a la perfección y la selección española cerró de forma notable el trámite ante Polonia.

Mañana domingo, «La Roja» pondrá fin a esta ventana ante Israel, también en la ciudad polaca de Gliwice en formato ‘burbuja’, una fase de clasificación en la que ya hizo sus deberes.

Otra victoria cajista

Además de los partidos europeos, ayer jugó también Deon Thompson en la victoria de Costa de Marfil frente a Guinea (73-87). El jugador del Unicaja aportó a los suyos 14 puntos, 5 rebotes y 2 asistencias para acabar con 17 de valoración y hoy jugará frente a Guinea Ecuatorial. En la jornada de hoy también jugarán otros miembros del róster de Los Guindos: La Francia de Axel Bouteille se medirá a Montenegro (20:45) y Volodymyr Gerun se enfrenta con Ucrania a Eslovenia en Kiev (15:00). Este último partido será clave para que, en primera instancia, el jugador no se lesione y a la vez pueda despertar el interés de algún posible equipo.

150 partidos de Scariolo

El seleccionador nacional de baloncesto masculino, el italiano Sergio Scariolo, celebró ayer con esta victoria su partido número 150 al frente del banquillo español en el primer partido de la tercera ventana de clasificación para el Eurobasket 2022. Otra alegría también en clave cajista, debido al exitoso paso del italiano por el equipo malagueño.

Scariolo, que compagina su cargo de seleccionador con el de entrenador asistente de los Toronto Raptors, cogió los mandos de España en 2009. Bajo la dirección del italiano, la selección ha vivido la época más brillante de su historia.

Los números hablan por sí solos: De los 149 partidos que Sergio Scariolo dirigió hasta ayer a la Selección, 62 han sido amistosos y 87 oficiales. El balance total es de 120 victorias y 29 derrotas. Sólo en partidos oficiales, la proporción es de 67-20.

Y esos triunfos se han traducido en siete medallas en los ocho grandes campeonatos en que ha estado al frente del equipo: Cuatro oros (Eurobasket 2009, Eurobasket 2011, Eurobasket 2015 y Copa del Mundo 2019), una plata (Juegos Olímpicos 2012) y dos bronces (Juegos Olímpicos 2016 y Eurobasket 2017).

Además, con los 151 partidos que alcanzará este domingo Scariolo al término de esta última ventana, sigue aumentando credenciales como el segundo entrenador que más veces ha dirigido a España, tan sólo superado por Antonio Diaz Miguel (434).