Adam Waczynski pasó los últimos cinco años de su carrera deportiva jugando al baloncesto en Málaga y no solo ha dejado huella en la ciudad su valía como jugador, sino también su calidad humana que se demuestra en distinciones como la que ha recibido. One Team ha anunciado los ganadores de su programa y el excajista ha recibido el premio de mejor embajador de entre todos los jugadores de Euroliga y Eurocup por su labor con la asociación Down Málaga durante tres años y por este último en especial, siendo el primer jugador en recibir el galardón de esta categoría.

"Me siento emocionado por ganar este premio. Estoy muy feliz porque todos los chicos han realizado un gran trabajo adaptándose a las circunstancias durante la pandemia. Puedo ver cómo han evolucionado, no solo en el baloncesto sino también en los valores de la vida. Para mí ayudar a estos chicos es algo que llevo en mi sangre y mi corazón. Cada vez que estamos juntos me dieron mucha alegría y amor", ha expresado el jugador al recibir este premio sobre su experiencia con la asociación. 

Así, también ha querido impulsar a sus compañeros del baloncesto y a la sociedad en general para que puedan llevar a cabo esta labor social: "Animaría a cualquier jugador a trabajar con el programa One Team porque cada minuto que pasamos con los chicos significa un mundo para ellos, incluso si es solo para chatear unos minutos. Puede ser solo una cuestión pequeña para nosotros, pero es algo grande para los chicos. Y a más gente piense de esta manera, más bonito puede ser el mundo".

El Unicaja, equipo al que perteneció Waczynski hasta finales del mes de junio, también ha sido finalistas en estos premios que han reconocido la labor de Olympiacos (Oro), AX Armani Exchange (Plata) y Zalgiris Kaunas (Bronce), además del Baskonia, Mincidelice JL Bourg en Bresse y Zenit San Petersburgo.