Si tienes gafas de vista sabes que hay dos problemas principales de estos objetos, uno es las manchas que aparecen a poco que toques los cristales, y otro los rayones que aparecen en los mismos. Este problema se multiplica cuando llega el verano y el buen tiempo, ya que mucha gente usa gafas de sol y le termina pasando lo mismo. Por eso, te mostramos cómo quitar los rayones de las gafas de sol con un producto que seguro que tienes en tu baño.

Evita los rayones

Rayar o arañar las gafas es algo que puede aparecer en cualquier descuido, incluso cuando las limpiamos. Por este motivo, te recomendamos que, a la hora quitarle la suciedad, uses el trapito que viene en la caja de las mismas, ya que está hecho con un tejido especial para no arañar el cristal. También, es aconsejable no poner nunca las lentes boca abajo y, a ser posible en su correspondiente funda.

Cómo quitar los rayones de los cristales

Y es que los rayones o marcas en los cristales, sean gafas de sol o de vista, pueden aparecer con relativa facilidad. Un gesto tan simple como llevarse las gafas al bolsillo, puede terminar haciendo que, del roce de la tela con el cristal, se termine estropeando y esto dificulte la visión a través de ellas.

Los cristales de las gafas se estropean con facilidad.

Cómo acabar con los rayones en las gafas

Por suerte, se puede arreglar los rayones o marcas más superficiales de una forma rápida y simple con este truco. Para ello, la clave se encuentra en algo tan cotidiano como la pasta de dientes. Para aplicarla en nuestras gafas, primero hay que lavar los cristales con jabón neutro y, antes de secarlas, es cuando debemos echar el mencionado producto.

El dentífrico hay que esparcirlo en las gafas haciendo una pequeña bola de algodón y echando en ella la pasta de dientes, la cual se aplica suavemente y en movimientos circulares. Tras esto, se debe remojar las gafas en agua fría y secarlas con un paño suave.